Todo lo que necesitas saber sobre el Anillo de Oro de Moscú

Legion Media
Iglesias pintorescas, cúpulas doradas, historia antigua, naturaleza y sabrosa comida rusa: hemos reunido toda la información que necesitas sobre esta famosa ruta turística cerca de Moscú.

El Anillo de Oro de Rusia es una ruta turística que se creó durante la era soviética con la intención de aumentar el número de turistas extranjeros que viajaban al país. Actualmente se mantiene como uno de los itinerarios más populares entre los visitantes al país eslavo.

¿Cuál es el origen de su nombre?

El historiador del arte y periodista Yuri Bichkov hizo en 1967 un viaje por las ciudades de la región de Vladímir para escribir una serie de artículos sobre turismo. Realizó una ruta circular, que terminó en Yaroslavl. Más tarde publicó sus notas de viaje bajo el nombre “El Anillo de Oro”.

¿Qué ciudades incluye?

En realidad, no hay una lista oficial de las ciudades que componen el Anillo de Oro, a excepción de las ocho principales: Yaroslavl, Kostromá, Ivánovo, Súzdal, Vladímir, Sérguiev Posad, Pereslavl-Zalesski y Rostov Veliki.

Además, las ciudades de Pálej, Pliós, Shúia, Gorojovets, Gus-Jrustalni, Múrom, Yúriev-Polski, Ríbinsk, Tutáiev, Úglich, Kasímov (a partir de 2015) y Kaluga (a partir de 2016) se consideran parte del Anillo.

Aquí te damos seis buenas razones para viajar por el Anillo de Oro.

Yaroslavl

La ciudad se encuentra a orillas del Volga, a unos 150 km al noreste de Moscú. La fundó Yaroslav el Sabio –uno de los gobernantes más destacados de la Rus medieva– a principios del siglo XI. En el XIII el asentamiento ya contaba con iglesias de piedra dentro de los monasterios, algo inusual en una época en la que la mayoría de los edificios estaban hechos de madera. Descubre la iglesia de Juan Bautista de Tolchkovo y sus magníficos frescos. Es posible pasear por todo el centro de la ciudad.

Vladímir

El príncipe Vladímir Monómaco fundó la ciudad en 1108 como un puesto defensivo. Aunque la capital rusa se trasladó a Moscú en el siglo XIV, Vladímir ha desempeñado un papel importante en  la historia de Rusia. Se trata de uno de los lugares más destacados del Anillo de Oro y, podemos afirmar con seguridad, que es una de las ciudades más bellas de Rusia.

Una de las mayores atracciones es la catedral de la Dormición de la Madre de Dios, una auténtica joya arquitectónica de la Rus medieval, que ha sobrevivido hasta nuestros días.

Kostromá

La primera mención de Kostromá se remonta a las crónicas de 1213. Sin embargo, algunos historiadores creen que fue fundada por el príncipe moscovita Yuri Dolgoruki en 1152, cinco años después de la fundación de Moscú.

En la actualidad Kostromá es un importante puerto fluvial, un centro de la industria ligera y un lugar tranquilo junto al Volga, con una población de unos 275.000 habitantes. La ciudad tiene un activo desarrollo. En los últimos años han hecho un esfuerzo para atraer el turismo y se han restaurado monumentos y espacios públicos. Además, se han creado nuevos programas de excursiones y se han realizado importantes inversiones en festivales y eventos culturales.

Aquí te proponemos un programa para pasar el fin de semana en esta ciudad antigua.

Además, la región cuenta con gran cantidad de pequeñas ciudades históricas, cada una de ellas con un entorno y un patrimonio cultural diferente. Entre ellas se encuentra la ciudad de Bui, situada en la margen derecha del río Kostromá, a unos 60 km al norte de la ciudad.

Además, Kostromá es el hogar de Snegúrochka, la Doncella de las Nieves, nieta y asistente del Ded Moroz, el equivalente ruso de Papá Noel.

Uno de los monumentos más destacados es la catedral de la Trinidad del monasterio de Ipátiev, que desempeñó un papel fundamental en la historia de la familia Romanov a principios del siglo XVII.

Súzdal

Súzdal está a sólo 220 km 137 de Moscú. El primer registro de Súzdal que aparece en las crónicas históricas se remonta al año 1024. En su día, Súzdal fue el centro espiritual de la antigua Rusia, y esto resulta evidente incluso ahora. En un área de 4,8 km cuadrados hay cinco monasterios, unas 30 iglesias y capillas, y 14 campanarios: más artefactos culturales por pie cuadrado que en cualquier otro lugar del mundo, con la posible excepción de la Vieja Jerusalén.

Pereslavl-Zalesski

Pereslavl-Zalesski está situada cerca de las orillas del lago Pleshchéiev y fue fundada en 1152 por Yuri Dolgoruki, príncipe del gran territorio de Rostov-Súzdal y fundador de Moscú.

Pereslavl-Zalesski  ha tenido un número extraordinario de instituciones monásticas: hasta 12 estaban ubicadas en el área cercana a mediados del siglo XVIII.

Una de las instituciones más importantes fue el monasterio de la Dormición Góritski, fundado a principios del siglo XIV por el príncipe de Moscú, Iván Kalitá (1283-1341). Destruido por los tártaros en 1382, el monasterio de madera fue rápidamente reconstruido y se convirtió en un importante centro de actividad religiosa. A principios del siglo XVI, otro monje del monasterio Góritski, Danil, fundó el monasterio de la Trinidad Danílov.

El convento Fiódorovski, en Pereslavl-Zalesski, no es tan conocido ni tan significativo desde el punto de vista arquitectónico como otros lugares religiosos del Anillo de Oro, pero este templo desempeñó un papel importante en la historia de Rusia.

Rostov la Grande

Rostov la Grande es una de las ciudades más antiguas de Rusia. Fue mencionada por primera vez en la Crónica Primaria del año 862. Aquel año, dos hermanos varegos fueron invitados a la Rus. Para distinguir esta ciudad de Rostov del Don (en el sur de Rusia), le dieron el nombre de Rostov Veliki, es decir, Rostov la Grande.

El principal hito de Rostov es su Kremlin, que ha permanecido casi invariable a lo largo de los siglos.

También puedes leer sobre la iglesia más colorida de Rostov si pinchas aquí.

Sérguiev Posad

Sérguiev Posad es la más cercana a Moscú de todas las antiguas ciudades del Anillo de Oro, contando con una larga historia que se remonta al siglo XIV.

El principal lugar de interés de la ciudad es el famoso monasterio de la Santísima Trinidad de San Sergio, fundado a mediados del siglo XVI.

Ivánovo

La primera mención del asentamiento se remonta a 1608, por lo que Ivánovo es una de las ciudades más jóvenes del Anillo de Oro.

A veces también se le llama “la ciudad de las novias”, porque para una población de 1.000 hombres hay alrededor de 1300 mujeres. Pero esta cifra, de hecho, no es muy diferente de la media nacional. Por lo tanto, la situación no es tan trágica como parece, y las bodas en “la ciudad de las novias” ocurren con tanta frecuencia como en cualquier otro lugar. Bueno, casi.

Otras ciudades del Anillo de Oro

Úglich: Pinchando aquí podrás descubrir cinco lugares de visita obligada en Úglich, la perla más reciente del Anillo de Oro de Rusia

Pliós: Para enamorarse de las provincias de Rusia

Kaluga: Cuna de la cosmonáutica

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies