7 desconocidos platos rusos que puedes cocinar tú mismo

La cocina rusa es mucho más que los célebres ‘bliní’ y ‘pelmeni’. Los siguientes platos tradicionales pueden ser poco conocidos en el extranjero, pero no por ello son menos sabrosos.

1. Cazuela

La cazuela rusa se llama zapekanka (del verbo zapekat, hornear). Toma los ingredientes que quieras, mézclalos, agrega harina, huevos y especias, y hornéalos. ¡Hecho! Este tipo de preparación es ideal para aprovechar las sobras. Una zapekanka puede ser plato principal (por ejemplo, hecho de patatas o pasta y carne picada), acompañamiento (con verduras) o incluso un postre. ¡La cazuela de requesón con pasas es uno de los mejores platos heredados de la Unión Soviética! Aquí te contamos cómo hacerla.

2. Gachas de alforfón

El horno siempre ha sido el corazón de la cocina rusa: en él se solía hervir o calentar agua para toda la casa, servía también para cocinar todas las comidas y mantenía la casa cálida durante el invierno. Los platos tradicionales eslavos a menudo necesitan ser guisados durante varias horas. Por eso la avena de alforfón ha sido tan popular desde la antigüedad: sólo hay que cubrirla en una sartén con agua caliente y dejarla reposar toda la noche. Por la mañana el plato estará listo. El trigo sarraceno es increíblemente saludable: no contiene gluten y en él hay grandes cantidades de hierro, zinc y vitamina E. Al principio, su sabor puede parecer un poco raro, pero pronto no podrás vivir sin él. 

3. ‘Pastilá’

Uno de los dulces rusos más antiguos, la pastilá, se elabora con manzanas y bayas, que se secan y se hornean a muy baja temperatura durante varias horas. La pastilá más famosa se elabora en las pequeñas ciudades de Kolomna (100 km al sur de Moscú) y Beliov (300 km al sur de Moscú). La pastilá rusa es ligera, esponjosa, baja en calorías y tan dulce como un malvavisco. Otro postre similar a la pastilá es el zefir, llamado así en honor al dios griego del viento del oeste. La diferencia está en la receta: además de con puré de frutas, también se hace con huevos.

4. Rassólnik’

Si no te entusiasma la idea de combinar pepinillos hervidos con cebada perlada, la sopa rassólnik (de la palabra rassol, salmuera) te hará cambiar de opinión. A primera vista una extraña combinación de comida, es una de las sopas más sabrosas de la cocina rusa. Agrega a los citados ingredientes un rico caldo de carne y obtendrás un plato saludable y nutritivo para el invierno. Cómete esta sopa con crema agria, como un verdadero ruso. Haz clic aquí para leer cómo preparar esta sabrosa sopa rusa.

5. Queso circasiano

La patria de este queso suave es la región de Adiguésia, en el sur de Rusia. Allí, el queso lleva el nombre de la república. Está hecho de leche de vaca y es similar al feta, pero más tierno y menos salado. El queso circasiano, muy popular en Rusia, es un ingrediente común en muchos platos, desde sándwiches hasta cazuelas.

6. Pan Borodinó

Este pan de centeno “oscuro” con cilantro es uno de los panes más queridos de Rusia. Existe la leyenda de que a este pan le añadieron la especia por primera vez las hermanas del convento de Spaso-Borodinó, donde se libró la batalla de Borodinó. Sin embargo, la receta oficial del pan Borodinó no apareció hasta la década de 1930. Los rusos creen que este pan es más saludable que las variedades de trigo: contiene menos calorías y más vitamina A, B y PP, por no mencionar su gran cantidad de fibra.

7. Caviar vegetal

La palabra “caviar” (ikrá en ruso) proviene del verbo kroít, cortar, que hace referencia directa a la forma de cocinar el plato. Por eso el caviar ruso no es sólo de “pescado”. El caviar de berenjena y calabaza, amado por la esposa del líder soviético Nikita Jrushchov, es una alternativa vegetariana al caviar rojo y negro (que escaseaba en la URSS). Sin embargo, el caviar vegetal es un aperitivo muy popular en Rusia, especialmente si lo haces tú mismo. Aquí te contamos la receta.

¡Pincha aquí para seguir nuestra sección de cocina!

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies