Esta es la comida que echan de menos los rusos cuando están lejos de su país

Legion Media
Puede que no hayas oído hablar de algunas de estos manjares, pero confía en nosotros, una vez que los pruebes no habrá vuelta atrás.

La nostalgia lleva a menudo a la tristeza y la melancolía entre los emigrados. Los rusos no sólo echan de menos a sus amigos y a los abedules, sino también a platos que ni siquiera pueden encontrar en las tiendas rusas en el extranjero. Si notas que tu amigo ruso está sufriendo, quizás estas comidas puedan mejorar su estado de ánimo.

1. Riázhenka y kéfir

A los rusos les gustan mucho los productos lácteos, muchos de los cuales no se pueden encontrar en tiendas normales. Tomemos por ejemplo el kéfir, que incluso en países con muchas granjas y agricultura avanzada, puede no ser popular. María Grigorián, que vive en Croacia, nos contó que la selección de productos lácteos en los países europeos no es demasiado diversa. Hay sabrosos yogures, pero todavía no encuentra su riázhenka favorita. En Rusia, la rzhenka y el kéfir son muy populares, y todos los productores de leche los fabrican. La única bebida similar a la rzhenka rusa es la leche agria...

2. Tvorog

El diccionario ruso-español equipara el tvorog con el requesón y la cuajada, ¡pero los rusos saben que hay una diferencia! El requesón es algo más que un queso, tiene una consistencia más granulosa y un sabor distintivo. En Rusia, también hay un tipo de requesón llamado “queso casero”, a menudo salado. Pero el verdadero tvorog debe ser moderadamente denso, suave y sin ningún ingrediente extra. Elena Kochanova se mudó recientemente a Alemania y nos cuenta que echa de menos el tvorog porque el queso local es demasiado blando y no puede hacer sírniki con él. ¡Qué tragedia!

3. Alforfón

Curioso: los pasteles de harina de alforfón son bastante populares en Europa, pero es difícil encontrar el grano. A los rusos les gusta el alforfón, lo comen como gachas de avena, como guarnición, e incluso como plato principal. A veces es posible encontrar trigo sarraceno en las tiendas de alimentos naturales y herboristerías. Es muy nutritivo. 

4. Zefir y pastilá

Definitivamente deberías probar el zefir. Hará que te enamores de los dulces rusos. Lo más parecido que puedes encontrar en occidente es el malvavisco, pero tiene otro sabor y consistencia. No hay huevos en el malvavisco, a diferencia del zefir.

La pastilá es un antiguo postre ruso, que generalmente se hace con manzanas agrias, azúcar y claras de huevo. La pastilá más famosa se produce en la ciudad de Kolomna, cerca de Moscú. Y, por supuesto, se puede encontrar en todas partes en Rusia. Estos dulces son muy ligeros y saludables, y no cogerás mucho peso al comerlos. Al menos, eso creemos.

5. Mermelada

La mermelada rusa no es como la fruta gelatinosa o la mermelada que conoces. Este postre ruso tiene la apariencia de caramelos cubiertos de azúcar y tiene forma de cítricos: limón, naranjas, etc. En el Imperio ruso la mermelada era conocida como jolodets de fruta (jolodets significa “carne en gelatina”). ¡No es de extrañar entonces que la gente se liase con su dulce favorito!

6. Agua mineral

Natalia Súslina, que recientemente regresó a Rusia después de pasar varios años en Japón, cuenta que echaba de menos más el agua mineral que cualquier alimento. “Puedes encontrar casi todo en tiendas japonesas o hacer tvorog y col agria en casa, pero no pude encontrar mi agua rusa favorita”. Es difícil encontrar agua con sales minerales, y el agua normal o la importada casi no tiene sabor.

7. Pan

Lo primero que sorprende a muchos rusos en el extranjero es la inexistencia del pan de centeno. En Rusia, hay muchos tipos de pan “oscuro”: el Borodinski con comino, el Dárnitski sin ingredientes añadidos, con levadura o sin ella, etc. En algunas tiendas de Europa o Estados Unidos se pueden encontrar panecillos de centeno, pero no sustituyen a los auténticos. Por eso muchos rusos hornean el pan ellos mismos cuando están fuera de su país.

8. Salchichas del doctor (Dóktorskaia kolbasá)

Desarrolladas en la década de 1930 fue uno de los embutidos más populares de la Unión Soviética, y todavía provoca nostalgia en muchos rusos. Especialmente cuando está en lonchas sobre pan Borodinski. ¡El mejor desayuno de la historia!

9. Pepinos pequeños

Los rusos notan que los pepinos europeos y americanos son en su mayoría largos y suaves. En cambio, los pepinos rusos son pequeños y espinosos. ¡Y son tan crujientes...!

10. Mayonesa

La cocina rusa (y soviética) está a menudo bañada en mayonesa. Algunos rusos dicen que la mayonesa en el extranjero no es tan sabrosa.

Además, algunos rusos dicen que echan de menos mucho la leche condensada cocida. ¿Pero por qué la hierven? Descúbrelo aquí

Haz click aquí si quieres suscribirte a nuestros boletines semanales.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lea más