3 grandes victorias de la Armada Rusa que despertaron el respeto y la admiración del enemigo

En comparación con otras armadas europeas, la flota rusa es muy joven, ya que data de principios del siglo XVIII. Sin embargo, rápidamente se ganó la reputación de ser una de las más temibles y capaces.

1. Batalla de Gangut (1714)

Batalla de Gangut.

En el primer cuarto del siglo XVIII, Rusia y Suecia libraron una sangrienta guerra que marcó al norte de Europa durante siglos. Los historiadores a menudo señalan que el momento crucial de la Gran Guerra del Norte (1700-1721) fue la batalla de Poltava (1709) cuando el ejército ruso aplastó a los suecos. Pero eso es contar sólo la mitad de la historia. Suecia también era una superpotencia naval, y Rusia tuvo que destruirla para conseguir una victoria total.

El zar Pedro I pasó muchos años construyendo la Marina Rusa casi desde cero, y en 1714 cosechó los frutos de su trabajo en la batalla de Gangut (península de Hanko). Casi dos docenas de galeras rusas atacaron a una flota sueca compuesta por más de una docena de navíos, incluido un pram (un buque de guerra conocido por su poderosa artillería). 

A la cabeza del ataque, Pedro supo aprovechar inteligentemente la climatología y el hecho de que los suecos dividieran sus fuerzas. Los rusos lograron abordar y capturar casi todos los barcos enemigos.

La batalla de Gangut fue la primera victoria de la Marina Rusa en mar abierto. Junto con la batalla de Poltava, rompió la columna vertebral del poder sueco y garantizó la victoria rusa en la Guerra del Norte.

2. Batalla de Chesma (1770)

Batalla de Chesma.

Como una de las batallas clave de la guerra ruso-turca de 1768-1774, la batalla de Chesma supuso una contribución significativa a la victoria final rusa en este conflicto, permitiendo que Rusia afianzara sus posiciones en la costa del mar Negro.

Mientras el ejército ruso había estado aplastando a los ejércitos otomanos en tierra, la flota rusa bajo el mando del conde Alexéi Orlov buscaba al enemigo en el mar Mediterráneo.

El 5 de julio de 1770, las dos flotas se encontraron cerca de la costa occidental de la actual Turquía. Los barcos de guerra otomanos superaban en número a los rusos 2 a 1, pero Orlov obligó al enemigo a retirarse a la bahía de Chesma, que se encontraba al alcance de la artillería terrestre.

Aquí, Rusia ganó una de las victorias navales más gloriosas de su historia. Después de que los buques de guerra rusos acosaran al enemigo desorientado con disparos de armas de fuego, varios buques incendiarios entraron en la bahía y terminaron con el resto de los buques enemigos.

La flota otomana sufrió una desastrosa derrota, perdiendo más de 30 bajeles: fragatas y galeras en su mayoría, además de 32 barcos más pequeños. Las bajas rusas fueron minúsculas: un navío de línea y cuatro incendiarios.

3. Batalla de Sinope (1853)

Batalla de Sinope.

Mucho antes de que la Guerra de Crimea (1853-1856) terminara en catástrofe para Rusia, el país obtuvo una serie de gloriosas victorias, como la batalla de Sinope, el último gran enfrentamiento de barcos a vela de la historia.

El 30 de noviembre de 1853, la flota rusa bajo el mando del almirante Pável Najímov atacó a los buques de guerra otomanos surtos en el puerto de Sinope, en el norte de la actual Turquía. A pesar del intenso fuego desatado por los barcos otomanos y las baterías terrestres, los rusos irrumpieron en la bahía de Sinope y comenzaron a atacar al enemigo a quemarropa.

La victoria rusa fue total, con los otomanos perdiendo casi todos los barcos en Sinope (1 fragata, 1 barco de vapor, 6 fragatas y 3 corbetas). Incluso el comandante enemigo, Patrona Osmán Pashá, fue tomado prisionero. Sólo un barco de vapor turco logró huir.

En cuanto a los rusos, no perdieron ni un solo barco, aunque muchos de ellos sufrieron graves daños.

El triunfo en Sinope, sin embargo, tuvo consecuencias negativas para Rusia. Gran Bretaña y Francia se sorprendieron por la “masacre de Sinope”, como llamaron a la batalla, y decidieron entrar en la guerra contra Rusia en apoyo de los otomanos.

Pincha aquí para conocer diez buques que cubrieron de gloria a la Armada Rusa.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies