Estas son las 3 armas más caras de Rusia (que se sepa)

Si quieres contar con el mejor armamento no tienes que escatimar en gastos. Rusia ha creado muy buenas armas para protegerse tanto por tierra, por aire como por mar.

Rusia no suele hablar abiertamente respecto al coste de determinado material militar, esto incluye el  portaaviones Almirante Kuznetsov, los misiles balísticos intercontinentales Sarmat o los misiles de crucero nucleares Burevéstnik. Seguirá siendo secreto lo que costaron estas armas, pero aquí presentamos otras que tienen un precio conocido, y avisamos, no fueron nada baratas.

Submarinos de clase Boréi, Proyecto 955

El ejército ha desembolsado cerca de 713 millones de dólares por cada submarino de clase Boréi.  Aunque, en 2011, cuando el Ministerio de Defensa firmó el contrato inicial, el coste proyectado era el doble: 1.400 millones de dólares.

El Proyecto 955 es un nuevo paso en el desarrollo de las fuerzas rusas de disuasión nuclear y protegerá las heladas aguas del océano Ártico. Los sumergibles llevarán a bordo misiles balísticos intercontinentales Bulavá.

Cada submarino de clase Boréi produce casi cinco veces menos ruido que los modelos anteriores, lo que le permite deslizarse sin ser detectado por los radares enemigos.

Se trata del primer submarino ruso con un sistema de propulsión a chorro con un eje. Para mayor sigilo, el Boréi también cuenta con dos propulsores reclinables e hidroalas de proa retráctiles con aletas.

Pero lo más interesante es que este es el único submarino ruso capaz de disparar misiles balísticos mientras se mueve a través del hielo. Otros submarinos tienen que “colgarse” en el agua para poder disparar misiles.

S-400 Triumf

India se ha unido a la lista de países que espera recibir el destacado y devastador sistema de defensa antiaérea de Rusia, el S-400 Triumf, que ya protege los cielos de Turquía (a pesar de que EE UU tratara de venderle su sistema Patriot). Delhi paga 5.500 millones de dólares por cinco divisiones S-400.

Cada una de ellas incluye 12 instalaciones de lanzamiento con cuatro misiles, capaces de derribar cazas de 5ª generación y misiles de crucero a una distancia de 200 km. 

Además, hay un lote de combate de reserva, que también está incluido en el contrato, y se colocará en el campo de batalla. También hay aparatos de transporte de carga, estaciones de radar, un puesto de mando y toda una serie de vehículos de apoyo.

Este sistema armamentístico está considerado como el mejor del mundo y supera a los sistemas europeos y estadounidenses.

Su-35S

Víktor Litovkin, analista militar de la agencia de noticias TASS, declaró a Russia Beyond que cada uno de estos aviones de combate costará a los ejércitos extranjeros alrededor de 70 millones de dólares, porque otros países necesitan diseñar algo similar para tener alguna esperanza de dominar los cielos.

El Su-35S es un caza de transición que ha heredado todo lo bueno del Su-57 (el avión de combate de 5º generación de Rusia) y se le han añadido una serie de mejoras. Supera a los cazas de la generación 4++ de todo el mundo. Cuenta con una cabina totalmente digital.

Además, los actuadores de control hidrodinámico del sistema de energía se han reemplazado por un sistema eléctrico. Los ingenieros explican que esto no sólo hace que el avión sea más ligero, sino que también deja espacio para un sistema de guiado remoto. Esto, básicamente, permite al piloto confiar en el ordenador del caza a la hora de tomar decisiones. Puede fijar objetivos automáticamente, seleccionar el arma más adecuada y disparar.

Y no olvidemos que puede transportar casi ocho toneladas de bombas y misiles de alta precisión. 

Este año Putin ha presentado una serie de potentes armas, te las mostramos aquí.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies