Como disfrutar (o intentar disfrutar) del eneldo, la hierba omnipresente en la cocina rusa

Legion Media
La omnipresencia del eneldo en la cocina rusa es legendaria, pero irrita a algunos extranjeros. ¿Está en casi todos los platos debido a una conspiración culinaria-empresarial de los productores de esta hierba? Por lo que sabemos, ese no es el caso, pero hay que recordar aquello de “si no puedes contra ellos, únete a ellos”.

Hay un montón de platos rusos donde, se quiera o no, el eneldo (ukrop, en ruso) tiene un lugar apropiado. Sopas, patatas, pescado, el stroganoff de carne de vaca y virtualmente cualquier otro plato ruso sabroso. Los extranjeros, sin embargo, al comer en restaurante o cafés,  dibujan una línea fronteriza imaginaria cuando otros alimentos reciben una inyección inesperada (e indeseada) de eneldo.

Porqué los rusos ponen eneldo por todas partes

Comer, rezar, amar… y estar listo para el eneldo en casi todos los platos rusos. Ukrop deriva del verbo kropit, que significa cubrir. Por supuesto, usted puede encontrar esta hierba en otras cocinas: por ejemplo, la típica salsa para el salmón escandinavo, o en el pastel de espinacas griego. Los rusos, sin embargo, añaden este condimento a muchos platos lujosos, e incluso se puede uno encontrar con kefir con eneldo, así como varios tipos de patatas fritas.

Tradicionalmente los rusos comen muchas hierbas, no sólo el eneldo, sino también el perejil, el cilantro, la cebolla verde y el alazán. Las frutas y hortalizas frescas siempre han tenido una gran demanda, especialmente en invierno, y es que las hierbas son una manera fácil de obtener suficientes vitaminas. Hay un montón de vitaminas y minerales útiles en el eneldo que ayudan a reducir la presión arterial y aliviar los dolores de cabeza. Lo más importante es que el eneldo se ha adaptado al clima frío de Rusia y puede crecer todo el año, incluso en un alféizar de la ventana.

Por qué los extranjeros odian el eneldo ruso

"La respuesta es simple: el eneldo no es una gran parte de la dieta anglo-americana", declara el periodista estadounidense Tim Kirby. "Por supuesto, existe y puedes comprarlo, pero es VASTAMENTE más popular en la antigua URSS".

Los expatriados a menudo se sienten frustrados por la cantidad de hierbas en una comida. El corresponsal de The Guardian en Moscú, Shaun Walker, incluso organizó un grupo cerrado en Facebook llamado Dillwatch. Este grupo está "dedicado a avistamientos inapropiados de eneldo", y fue creado para luchar "por la reclasificación de eneldo de hierba a maleza". Los usuarios comparten alimentos y lugares donde el eneldo no debe estar presente, pero, sin embargo, se encuentra comúnmente. ¿Exageran estos estadounidenses, o tienen algo de razón?

Pizza con eneldo

Si usted decide ir el Día de San Valentín a una pizzería Moscú y no le gusta el eneldo, piénselo dos veces. Puede suceder que el chef decida ahogar sus penas amorosas en vodka o llenando su pizza de eneldo. Toda la pizza.

Filete con eneldo

Ten cuidado cuando pidas bistecs en Rusia. Especifica con antelación que no deseas un bosque de eneldo entero como guarnición

Pasta al eneldo

Otro clásico italiano, la pasta Carbonara, también consiguió un cambio de imagen ruso.

Feta con eneldo

Nuestra propia directora de medios sociales, Maria Stambler, se encontró una vez a una pobre y desprevenida bola de queso feta griego sofocada en un envoltorio de eneldo en una cafetería de moda en el Parque Gorki de Moscú.

Drániki con eneldo

Aunque hemos mencionamos que el eneldo se encuentra en cantidad en los platos rusos tradicionales, hay que saber controlarse. Esto no sucedió en el engendro del draniki con eneldo, también hallado por María.

Cómo apreciar el eneldo

Ok, vamos al tema central de este artículo.

En primer lugar, hay pensar en los beneficios para la salud. En segundo lugar, hay que aceptar que uno no puede escapar a su destino. En tercer lugar, lo mejor para dejar de odiar el eneldo es añadirlo a todos tus platos.

"¿No hay límite para lo que un ruso puede poner en el eneldo?", Preguntó Oliver Lyon, abogado británico con sede en Moscú. "La mayonesa de eneldo, el eneldo de pescado, los dulces de eneldo, el eneldo con esto, el eneldo con lo otro..."

No, querido Oliver, no hay límite para el eneldo ruso.

Tim Kirby añadió: "Si quieres adaptarte a la cocina de una cultura, lo harás; sólo toma algo de tiempo. La primera vez que comí grechka no me lo pude tragar porque sabe a metal. Ahora lo anhelo porque sabe a metal".

“He vivido aquí mucho tiempo", terminó Kirby. "Si mi comida no es atacada y derrotada por el eneldo entonces es que algo no está bien. Una vez que abraces el eneldo, la crema agria y la mayonesa, nunca volverás a ser como antes”.

Toda resistencia es inútil.

Lea más