Marker, el robot ruso para operaciones militares y misiones científicas en otros planetas

Servicio de prensa de Roscosmos / RSC Energia / Sputnik
Este robot con ametralladora y misiles antitanque vigila el territorio del cosmódromo ruso en el Extremo Oriente. Pero en el futuro podría participar en misiones de investigación en la Luna.

En octubre el ejército ruso probó con éxito un vehículo terrestre no tripulado Marker para defender el cosmódromo de Vostochni (situado en el este de Rusia). El objetivo de la prueba era comprobar la idoneidad del aparato para las operaciones de patrullaje y su capacidad para detectar posibles enemigos en diversas condiciones meteorológicas, desde un sol abrasador hasta lluvias torrenciales en plena noche. 

Tanto los funcionarios del Ministerio de Defensa como los de Roscosmos se mostraron satisfechos con los resultados y determinaron que el vehículo estaba listo para nuevas pruebas militares antes de convertirse en el primer robot que utilizarán los militares y los científicos para investigar otros planetas.

Qué es el Marker

Marker es un vehículo terrestre no tripulado armado con ametralladoras de 7,62x54 mm y dos proyectores de misiles antitanque. Durante las pruebas, la máquina demostró ser capaz de funcionar de forma autónoma durante tres días sin necesidad de cargarse.

Arkadi Petrosov, jefe del proyecto del Centro Nacional para el Desarrollo de Tecnologías y Elementos Básicos de Robótica, señaló que Marker tiene la mejor capacidad de reconocimiento de objetos de nuestro país gracias a la inteligencia artificial y al movimiento autónomo en un entorno desconocido.

La inteligencia artificial está colocada tanto en una plataforma con ruedas como con orugas y es capaz de desplazarse hasta 100 km, incluyendo elementos en carretera y fuera de ella. El operador sólo tiene que seleccionar los puntos de partida y de llegada; el robot encuentra su propia ruta, creando un mapa sobre la marcha mediante cámaras y otros sensores. Es capaz de evitar automáticamente los obstáculos mientras se ciñe a la ruta más rápida.

Lo puede hacer gracias a una serie de cámaras de visión colocadas a lo largo del perímetro del chasis. Proporcionan una visión panorámica y forman una imagen completa del entorno y de la carretera accesible.

En pocas palabras, Marker es una especie de versión militarizada de un Tesla capaz de desplazarse fuera de la carretera.

Dmitri Rogozin, jefe de la corporación Roscosmos, cree incluso que la máquina tiene un alto potencial tanto a nivel científico y técnico. Incluso cree que tiene el potencial de ser utilizado para crear equipos de investigación en la Luna y otros cuerpos celestes.

Característica adicional

El Marker también se probó en equipo con un enjambre de drones. El vehículo se mostró trabajando con un grupo de 15 drones que trabajaban juntos en tres equipos de cinco. El “equipo aéreo” le proporcionó una capacidad de exploración de largo alcance, permitiendo al Marker ver en lugares inaccesibles, especialmente en un entorno urbano. Los drones también pueden transmitir los datos de los objetivos para que el Marker se enfrente a objetivos que no puede ver directamente.

La máquina también puede utilizarse como portadora de drones y como centro de operaciones de los mismos. El motivo de tener tantos no es sólo proporcionar una amplia cobertura, sino también desplegar enjambres de drones de ataque kamikaze o municiones. Puede encontrar más información sobre los drones kamikaze y su impacto en las guerras del futuro en este artículo de Russia Beyond. 

El futuro de Marker

“A principios de octubre, el presidente Putin se reunió con la misión del Ministerio de Defensa en Sochi. El jefe de Estado le encomendó el desarrollo de plataformas con inteligencia artificial para 2027, que podrán actuar de forma autónoma en el campo de batalla sin intervención humana. El Gobierno destinará casi 200.000 millones de rublos (unos 3.000 millones de dólares) a estas tareas”, declaró a Russia Beyond Dmitri Safónov, antiguo analista militar del periódico Izvestia.

El experto afirma que los estadounidenses ya realizan este tipo de pruebas.

“Integraron imágenes y datos sobre posibles objetivos en su Sistema Robótico Armado Avanzado Modular (MAARS) y probaron cómo se comportan en un campo de tiro cuando tienen que destruir objetivos por sí mismos”, dijo.

Según él, también se integraron tecnologías similares en los tanques Abrams y, si las tecnologías robóticas demuestran su valía en el campo de tiro, los estadounidenses procederán a realizar pruebas de combate en la vida real con tanques y robots.

“Estamos un paso por detrás de ellos en estas pruebas. Pero nos pondremos al día”, sugirió Safónov.

Por el momento, el Ministerio de Defensa ruso combina dos tipos de pruebas con Markers. El primero, pruebas de tiro con máquinas que buscan y fijan objetos de forma independiente con operadores que pulsan el botón de disparo. Y el segundo, en el que estas máquinas tienen que patrullar de forma independiente y sin intervención humana realizar misiones de reconocimiento sobre el terreno en grupos de hasta cinco vehículos en los que la inteligencia artificial controla todas sus acciones sin disparar.

“Marker, como otras plataformas militares rusas modernas, se está desarrollando como un sistema modular. Esto se está haciendo para que otros contratistas y partes interesadas ofrezcan tecnologías y arsenal que simplemente se conecten. Algo similar se hizo con la plataforma Armata. Así que el mismo futuro le espera al Marker”, dijo a Russia Beyond Iván Konoválov, director de Desarrollo de la Fundación para la Promoción de las Tecnologías del Siglo XXI.

Según él, esa es la razón principal por la que varias empresas estatales están interesadas en este robot: el Ministerio de Defensa, así como la corporación Roscoscos, que lo cree que podría servir como herramienta de defensa para sus cosmódromos y sus investigaciones en la Luna y otros cuerpos celestes.

LEE MÁS: Rusia creará su primera unidad de robots de combate a mediados de la década de los 20

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies