Rusia y el Imperio otomano firmaron la paz, un día como hoy de 1792

Con la firma del Tratado de Jassy, Rusia asumió el control sobre la costa norte del Mar Negro

Manifesto sobre el Tratado de Jassy, 25 de febrero de 1792.

El 9 de enero de 1792 se puso fin a la guerra ruso-turca inciada en 1787. Según Tratado de Jassy (actualmente Rumanía) el Imperio otomano reconocía el control ruso sobre el kanato de Crimea, que ya exisitía desde 1783, además los turcos cedían el territorio comprendido entre los ríos Bug y Dniéster, incluyendo la fortaleza de Ochákov. Gracias a este nuevo control territorial rusa obtenía un mayor control sobre la costa Norte del Mar Negro.

Uno de los tres plenipotenciarios rusos que firmaron el Tratado de Jassy, fue el marino español, José de Ribas, que se encontraba al servicio de Catalina II. En 1794, la emperatriz rusa le encomendó la fundación de la ciudad de Odesa, destinada a convertirse en la principal puerta marítima del sur de Rusia. Dos años más tarde, José de Ribas fue nombrado gobernador de esta ciudad.

Si te interesa la historia militar de Rusia, lee este artículo sobre las principales guerras del país eslavo.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies