Las pinturas rusas más famosas explicadas: ‘Franja verde’

Se trata de una obra maestra suprematista olvidada.

‘Franja verde’ (1917).

En la actualidad Franja verde (1917), de Olga Rozánova, parece una obra maestra de la pintura abstracta, fácilmente comparable a composiciones de grandes artistas como Barnett Newman o Mark Rothko, aunque estos ni siquiera la conocieron. En realidad esta obra se creó cuando estos dos genios de la abstracción eran todavía unos niños.

La pintora rusa Rozánova fue miembro del grupo de arte Supremus fundado en 1915 por Malévich. Ella fue un activo miembro del movimiento suprematista y esposa del poeta-pintor Alexéi Kruchonij.

Franja verde fue el resultado de los estudios de Rozánova sobre la luz y el color en un arte sin tema concreto. El fascinante efecto de la franja que se proyecta sobre el lienzo se consigue mediante múltiples capas de esmalte. Además, este cuadro fue uno de los primeros que pareció extenderse más allá de su propio marco. Rozánova lo completó poco antes de caer enferma de difteria a los 32 años.

En el momento de su muerte, Rozánova trabajaba en el Comisariado del Pueblo para la Educación, por lo que el cuadro fue almacenado allí antes de ser enviado al Museo del Kremlin de Rostov, donde se exhibió durante un breve período de tiempo en 1922, antes de esconderlo en un almacén.

La primera gran muestra de la pintura no fue hasta 1987 en Japón, pero el mundo del arte ya conocía antes Franja verde. Los amigos del coleccionista de arte ruso-griego George Kostaki le habían regalado una copia, que Kostaki llegó a exponer en Düsseldorf en 1977.

Diez años después, cuando la verdadera pintura apareció en el Museo de Rostov, quedó claro que el cuadro de Kostaki era falso. El original está expuesto en el Museo de Rostov y fue la pieza principal en una exposición de arte realizada en 2018 para conmemorar el centenario de la muerte de Rozánova.

Aquí te explicamos otra famosa pintura rusa. 

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies