El primer fusil AR-15 de fabricación rusa, nueva versión de una vieja arma

Anastasía Karagódina
Probamos este mítico fusil en su versión rusa y lo comparamos con los AK. Hay una compañía rusa que está fabricándolos y cree que hay demanda en Oriente Media y África.

La compañía rusa Fort (no la confundas con la que fabrica coches) lanzó a finales de 2019 la primera versión con licencia del AR-15, el mayor rival del mítico.

Se trata del mayor rival del AK debido a su eficiencia, precio y por la cantidad y variedad de accesorios y actualizaciones que se pueden utilizar con esta plataforma.

Esta arma es también, extraoficialmente, una de las principales opciones para algunas tropas de élite rusas, que eliminan a los enemigos tanto en el país como en Oriente Medio.

Sin embargo, tras las sanciones impuestas por EE UU en 2014, el mercado ruso dejó de contar con estos rifles así como con sus piezas de repuesto y accesorios.

Entonces las compañías armamentísticas rusas decidieron que era el momento de comprar una licencia y empezar a fabricar su versión de un arma tan popular y eficaz.

Primera impresión

El rifle se siente más ligero en las manos de lo que parece. Es fácil de manejar, ya que todos los “controles” están donde los dedos. Es sencillo pasar de una posición a otra, disparar a la derecha y a la izquierda sin apenas retroceso ya que va directo al hombro.

El gatillo del rifle es muy corto y difiere drásticamente de los del AK. Por eso se dispara más rápido y todos los cartuchos se colocan a la vez en el mismo lugar.

En ese momento comprendí por qué en todo el mundo elogian la plataforma AR: siempre disparas una ráfaga tras otra en el blanco. Es un gran alegría para un tirador no profesional obtener estos resultados.

Al mismo tiempo, para hacer el disparo aún más cómodo se pueden instalar accesorios: visores, ópticas, linternas, puntos rojos, etc.

La ergonomía del rifle está totalmente en otro nivel. ¡Es fantástica!

Sin embargo, existen evidentes contratiempos.

Inconvenientes

Resulta difícil decir cosas buenas o malas sobre el metal y los materiales compuestos utilizados tras un único día de pruebas en un campo de tiro. Aunque después de terminar mi segundo cargador me pidieron “que le diera un respiro al arma y a su cañón” y tomé otro AR-15.

La plataforma es sensible y no se adapta tan bien como los AK rusos a condiciones climáticas drásticas. En conversaciones con los oficiales rusos de las Fuerzas Especiales, explicaron que si les envía a una misión en Siria, se llevan las AK ya que estos rifles soportan mejor las arenas y el polvo de los desiertos de Oriente Medio. No se puede decir lo mismo de los AR.

Así que los mayores puntos débiles de los AR son su sensibilidad y fiabilidad. Sin embargo, el equipo los prefiere en misiones que realizan en zonas de confort de las áreas urbanas.

Otro gran inconveniente de las AR fabricadas en Rusia es su precio. Las ventas empiezan en 1.800 dólares por una versión estándar. Vale la pena mencionar que esto es casi 1.000 dólares más que las versiones estándar que se pueden obtener en EE UU.

Los representantes de Fort explicaron la situación debido a la complejidad de la producción del arma en Rusia, los altos impuestos, etc.

Posible futuro de los AR rusos

Los empresarios tienen ambiciones y grandes planes para el futuro: conquistar los mercados de armas de África y Oriente Medio con la aprobación del gobierno de EE UU. Para decirlo de forma sencilla, los que no tienen afluencia de armas de empresas estadounidenses, pero sí tienen demanda.

Fort también considera la creación de versiones del AR-15 con las balas más comunes en el mercado: 7,62x39 mm que usa el AK. Sin embargo, hasta dentro de unos meses no se sabrá la forma en la que se desarrollará su proyecto, cuando los primeros rifles aparezcan en las regiones de África y Oriente Medio devastadas por la guerra.

¿Qué rifle es mejor, el AK-47 ruso o el AR-15 de EE UU?

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies