Kniaz Vladímir y Kazán: los submarinos rusos que meten miedo a EE UU

Submarino nuclear del proyecto Boréi.

Submarino nuclear del proyecto Boréi.

Ministerio de Defensa de Rusia
Medio estadounidense destaca la peligrosidad del ‘músculo naval’ de la Flota del Norte rusa.

En un artículo publicado recientemente por The National Interest, se analiza la capacidad de los submarinos Kniaz Vladímir (proyecto 955 Boréi) y Kazán (proyecto 885 Yasen) a los que este medio estadounidense llama “el músculo naval” de la Flota del Norte. La revista califica ambos submarinos rusos como “seriamente peligrosos”.

En la publicación se hace referencia a las palabras del almirante Nikolái Yevménov, quien anunció que dichos submarinos se integrarán en la Flota del Norte rusa a lo largo de este año. 

El medio estadounidense destaca que el punto más fuerte de los submarinos del proyecto 966 Boréi es el misil balístico intercontinental Bulavá, cuyo alcance efectivo es de 10.000 km.

En cuanto al submarino Kazán, según el medio estadounidense, la llegada de este gigante a la Flota rusa supone “un paso importante en el renacimiento de los submarinos de la Flota del Norte”. Cuenta con las armas más peligrosas que sus predecesores, el proyecto 941 Akula y el proyecto 949A Antéi. El submarino Kazán, según The National Interest, puede ir cargado con el misil estándar Kalibr y con su versión más pesada y grande, el Kalibr-M, cuyo alcance es de 4.500 km, frente 1.500-2.500 del Kalibr.

Así funciona el formidable dron submarino ruso Poseidón.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies