Estos son los tres aviones de combate rusos más potentes de la era moderna

Las guerras modernas se desarrollan no sólo en campos de batalla con tanques y sistemas de artillería, sino en los cielos, con auténticos depredadores de acero que desatan el fuego del infierno con sus bombas y misiles sobre las cabezas de los terroristas.

Las aeronaves rusas se han ganado desde hace décadas el respeto en numerosos ejércitos y operaciones militares por todo el mundo.

Hoy los fabricantes aeronáuticos del país eslavo despliegan en el escenario bélico nuevas aves que afectan a los planes de los combatientes en las zonas de guerra.

MiG-35 o Fulcrum-F

El estreno de este año fue el de un nuevo jet de combate de 4++ de la corporación MiG, el MiG-35.

MiG-35

Es un avión multi-propósito que está destinado a reemplazar todas las series MiG-29 no sólo en Rusia, sino en todo el mundo.

Este pájaro letal recibió un motor modificado de empuje vectorial que le permite realizar maniobras de alta habilidad en los cielos a una velocidad de hasta 2700 km por hora.

Las características tácticas del aparato también permiten que realice maniobras acrobáticas de clase mundial. Como el piloto líder de pruebas para la corporación MiG, Mijaíl Beliáiev, declaró a Rusia Beyond, la compañía planea sentar a los rusos a toda velocidad en los nuevos aviones.

Las características de este jet lo hacen prácticamente invisible a los sistemas de radar y permiten al avión utilizar todos los misiles modernos de fabrición rusa aire-superficie, así como aire-aire.

Según Beliáiev, el MiG-35 pasa por las pruebas finales en el Ejército Ruso y en un par de años se encontrará en los distintos escuadrones de las Fuerzas Aéreas del país.

Su-34

Este modelo se unió a las Fuerzas Aéreas Rusas en 2014 y ya ha recibido su bautizo de fuego contra los terroristas del Daesh en Siria.

Su-34

Su misión principal en este país ha sido bombardear a las bien defendidas fuerzas enemigas, incluso a las ocultas de forma subterránea, mediante el uso de bombas aéreas de precisión. El pájaro con pico de nariz aplanado puede transportar hasta ocho toneladas de estas armas mortales, así como misiles de crucero.

Por otra parte, es un bombardero pesado que vuela hasta una distancia de 7000 km para neutralizar sus blancos. Estas características combinadas lo convierten en un buen reemplazo para el bombardero Su-24 de la era soviética e incluso para el "hermano mayor" de este, el Tu-22M3.

"El Su-34 supuso un paso adelante en la construcción de bombarderos. Recibió el fuselaje de barrido de un avión de combate Su-27, dotándolo así de una maniobrabilidad comparable a la de un avión de caza. Sin embargo, no puede conseguir las enormes velocidades que estos, pero 2 000 km por hora no deja de ser una envidiable velocidad para un bombardero", dijo a Russia Beyond Dmitri Litovkin, analista militar del periódico Izvestia.

Otra ventaja del Su-34 es que, al igual que en los aviones grandes, hay espacio suficiente dentro de la cabina para que los miembros de la tripulación se pongan pie o se acuesten para descansar. 

Tu-160M2, el Cisne Blanco

Se trata de un bombardero estratégico supersónico de transición que se supone tendrá su espacio entre los aviones de la era soviética todavía servicio en las Fuerzas Aéreas de Rusia durante una década, ya que es necesario para los fabricantes de armas del país crear un nueva era portador de misiles PAK DA.

Tu-160

El Tu-160M2, que fue denominado “Cisne Blanco” por sus largas y elegantes alas y fuselaje, forma parte de una tríada nuclear rusa: una fuerza que sólo se usa en situaciones militares críticas y que sirve como medio de disuasión nuclear.

Una de las cosas más interesantes de este avión es su posibilidad de alcanzar objetivos enemigos lejos del alcance de los sistemas de misiles de defensa aérea.

También es capaz de transportar tanto bombas nucleares como convencionales y misiles de crucero. Entre estos último se se incluyen los Kh-101 y Kh-555 que fueron probados en Siria durante la campaña militar rusa de dos años contra los terroristas del Estado Islámico.

Todas estas armas de perforación, minas navales y otros tipos de armas guiadas pueden montarse, con una cantidad de hasta 40 toneladas, dentro de cada uno de los bombarderos estratégicos Tu-160M2.

Lea más