Systema, el arte marcial ruso que se expande por América Latina

servicio de prensa
Expertos en artes marciales de Rusia revelan en Argentina secretos de Systema, la técnica de combate de las fuerzas especiales rusas.

Un seminario inédito, organizado por Systema Sudamérica, la Federación Sudamericana de Artes Marciales Rusas, tuvo lugar entre el 25 y el 29 de enero en Argentina. Dmitri y Natalia Chumakov, dos expertos en técnica de combate de Spetsnaz, fuerzas especiales de Rusia, visitaron por primera vez el país austral. Se dedicaron a impartir una serie de clases magistrales de artes marciales rusas, que van ganando adeptos en América Latina. La prueba de ello es que en los entrenamientos intensivos de cinco días participaron instructores y alumnos de Systema, no sólo de Argentina sino también personas de Brasil, Colombia, Chile y Uruguay.

Fabián García, fundador de Systema Sudamérica, ex militar, infante de marina y miembro de fuerzas especiales argentinas, es quien populariza las artes marciales rusas en el país. “Entre los cursos que yo hice en el año 2003 fui a Moscú para hacer un entrenamiento especial con los Spetsnaz y allí tuve la oportunidad de conocer el sistema de combate ruso. Posteriormente viajé a Canadá y Estados Unidos para entrenar con otros representantes de Systema”, dice en diálogo con RBTH. Aclara que en realidad Systema es un nombre genérico y hay diferentes líneas del mismo, siendo las dos más conocidas las técinas de Alexéii Kádochnikov – de  más tradición militar- y el de Mijaíl Ryabko.

Desarrollo de la creatividad

García explica que Systema “es un arte marcial que se desarrolló muy antiguamente pero que se empezó a conocer hace poco”. “Se debió a que, durante la época soviética, el sistema de entrenamiento militar estuvo restringido a las fuerzas armadas y no era practicado por gente común y mucho menos conocido fuera de la URSS”. Al desintegrarse el país de los soviets algunos maestros emigraron y así se empezó a conocer en el exterior.

Systema trata de buscar la creatividad de la personas, que cada uno desarrolle su propio sistema y por ello no funciona con estereotipos ni repite técnicas”, asegura García. Cuando viajó a Rusia en 2003 su intención era practicar este arte marcial ruso. “Formé un grupo de estudios para poder entrenar, más que nada porque me gustaba pero cada vez crecía más”, recuerda. Ahora la visita de los profesores rusos de Systema a Argentina es como “ir a las fuentes”.

Usar la fuerza del oponente

servicio de prensaservicio de prensa

Uno de los maestros visitantes fue Dmitri Chumakov, presidente de la Asociación de Artes Marciales Rusas en Kaliningrado y discípulo de Alexéi Kádochnikov, quien hace ya más de 60 años creó esa técnicade combate cuerpo a cuerpo basada en la antiguas tradiciones militares rusas así como en modernos conocimientos científicos modernos.

“Es el único sistema que coloca a su oponente como más fuerte o más rápido que uno mismo”, dice Dmitri Chumakov quien agrega que Systema enseña a sobrevivir en cualquier situación. Según él, “cuesta imaginar a un deportista con 40º de fiebre y con un esguince en la pierna, por ejemplo, capaz de afrontar y vencer a tres oponentes con palos o armas blancas”.

A su vez, la instructora Natalia Chumakova, autora de varias obras académicas sobre la defensa personal basada en el método de Kádochnikov, explicó a RBTH que su visita no solo era para compartir sus experiencias en artes marciales sino también para aprender de los argentinos. Confesó que le impresionó mucho la demostración que hubo del arte marcial de los gauchos, realizada durante el seminario. Señaló que encontró numerosas similitudes con las armas y las técnicas empleadas por los cosacos.

Para hombres y mujeres

Los hombres no son los únicos que practican Systema en América Latina. Entre las mujeres  presentes en el seminario estaba Carolina Espinosa, diseñadora de vestuario de 26 años que viajó desde Chile para asistir al evento. Conoció las artres marciales rusas por internet, donde empezó a ver videos que le gustaron mucho.

Confiesa que lo que más le atrae de Systema es que se use la fuerza del oponente más que la propia. “Es muy importante saber autodefensa porque donde yo vivo hay muchas noticias de inseguridad en las calles. Creo que en el colegio no hay que enseñar a los niños a pelear, sino a defenderse. No voy a andar buscando pelea y tampoco ser egocéntrica y decir que sé pelear. Eso también es lo que me gusta en Systema”, opina Carolina.

El instructor Dmitri Mamédov dijo a RBTH que Systema Sudamérica cuenta con varios filiales en Argentina, en las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Mendoza y Neuquén. La sede central se encuentra en la Capital Federal en Baires Gym sobre la avenida Lope de Vega, 2378, Villa Devoto. La edad de alumnos varía de 18 hasta 50 años. Invitó a todos a conocer las artes marciales rusas. Para más información sobre la Federación Sudamericana de Artes Marciales Rusas visite esta página web.