Lanzan impactante nueva teoría sobre el espeluznante incidente del paso Diátlov

Foto de archivo
Hace 59 años, en los Urales, un equipo de 9 personas ascendió a la montaña de los muertos. Sólo uno volvió de aquel viaje. Los escalofriantes detalles y las inexplicables circunstancias de la extraña desaparición de los excursionistas se han convertido en materia de pesadillas y de ficción hollywoodiense. Ahora, un bloguero ruso cree que está más cerca de la verdad que nunca antes.

La naturaleza del suceso conmocionó a la comunidad científica y a los investigadores por igual. Los cuerpos fueron descubiertos en diferentes lugares y en diferentes momentos; algunos presentaban signos de traumatismo interno severo, otros mostraban rastros de radiación. La mitad de los cadáveres estaban desnudos o vistiendo la ropa de otro sujeto. Y no había nada en las cercanías que pudiera haber causado algo de todo aquello, como concluyó la investigación soviética.

Las teorías iban desde que las muertes hubiesen sido causa de la psicosis homicida hasta la intervención de extraterrestres o producto de experimentos del Gobierno. Ahora, casi 60 años después, el bloguero ruso Valentín Degteriov, que gestiona una web sobre lo paranormal e inexplicable, cree que las muertes del grupo Diátlov fueron causadas por un misil de baja potencia que impactó contra el costado de la roca. Las evidencias sobre la existencia de un cráter de 30 metros de ancho, mostradas en su blog, se pueden ver gracias a una simple inspección de imágenes de satélite de la zona. Está situado a unos tres kilómetros del sitio de acampada de los desgraciados campistas.

“El granito se derritió hasta convertirse en vidrio rojo. Creo que la temperatura en el momento del impacto fue muy alta. Esto es claramente visible en las imágenes de satélite”.

Luego continúa: “Después de haber sido despertados por la onda expansiva, [los excursionistas] quedaron cegados por la luz brillante, probablemente sufriendo una pérdida temporal de la visión. Esto explica su repentina huida y descenso hacia el bosque”.

Los hallazgos son aún más extraños, según la creencia de Degteriov de que el lanzamiento del misil no habría sido una prueba.

“El misil probablemente se había desviado y cambió de rumbo, golpeando la cara de la montaña accidentalmente”.

El bloguero afirma que, si no se hubiera encontrado radiación en la ropa, su otra teoría habría sido que el impacto había sido causado por un meteorito.

“Creo que el lugar merece una minuciosa visita cuando llegue la primavera. Si se encuentra radiación, si hay un cráter de impacto, entonces el misterio del paso Diátlov puede considerarse resuelto”.

Pero, ¿puede la teoría de Degteriov explicarlo todo?

Lo que pasó originalmente 

El grupo, dirigido por Ígor Diátlov, de 23 años, no había regresado de su viaje de senderismo a la montaña de Otortén en el invierno de 1959. Una investigación posterior mostró que el 2 de febrero las tiendas de campaña en la que se habían quedado los viajeros fue rasgada desde dentro, acabando sus habitantes deambulando por la noche vestidos sólo con la ropa que llevaban en sus lechos. Todos los cuerpos fueron descubiertos semanas después. Algunos de ellos llevaban puesta la ropa de los otros, empapada en altas dosis de radiación.

Lo que resulta realmente extraño es que algunos de los cuerpos sólo mostraban signos de hipotermia (de ahí la teoría de que estuvieron desnudos), mientras que otros que se encontraron en las profundidades del bosque mostraban signos de traumatismo interno masivo: hemorragias, fracturas y roturas de cráneo. A una de las integrantes del grupo, Liudmila Dubínina, le faltaba la lengua.

Los rusos no sabían qué hacer con todo aquello y cerraron la investigación después de no encontrar ninguna razón para sospechar que algo oliese mal en el asunto. El informe final de los soviéticos postulaba que el grupo resulto muerto por causa de una “desconocida fuerza irresistible”.

Las autoridades no desclasificaron los documentos sobre el extraño suceso hasta la década de 1990, lo que, comprensiblemente, ha alimentado durante años las teorías de la conspiración, que van desde pruebas nucleares hasta la presencia de extraterrestres. ¡Incluso se rodó una película de terror que en su título hace referencia al paso Diátlov!

Diversas teorías

La nueva teoría de Degteriov ha recibido reacciones contradictorias. Muchos de los comentaristas respondieron positivamente al supuesto descubrimiento; otros, sin embargo, recordaron otras versiones que, en su opinión, merecen una inspección más detallada. Hay más de 60 teorías conocidas sobre lo que ocurrió en medio de la ventisca.

Lo que la ciencia nos dice con seguridad es que los nueve esquiadores no pudieron haber sufrido las lesiones de ningún objeto encontrado en las inmediaciones.

Una de las teorías más interesantes gira en torno a una cueva sagrada de la tribu mansi local, que utilizan para sacrificios rituales. Al parecer, a la tribu no le gusta compartir la montaña con los forasteros, y cuando el grupo Diátlov supuestamente robó en su cueva de sacrificio diversos artículos, los cazó en mitad de la noche y los mató. Esta teoría, sin embargo, es más un rumor que cualquier otra cosa.

Otros argumentan que las muertes caóticas y violentas podrían haber sido el resultado del consumo de una bebida fuerte y tóxica del tipo “whisky destilado ilegalmente” que el grupo habría obtenido de los cazadores locales (posiblemente también era usada de manera ritual). Se cree que este material les podría haber causado alucinaciones psicodélicas. Esto habría explicado la fuga fortuita y el comportamiento aparentemente inexplicable del grupo.

Todavía queda por explicar el hecho de que la carpa fuese desgarrada desde dentro, así como la ausencia de huellas fuera de la carpa que no pertenecían a los miembros del grupo Diátlov. Realmente parece que el grupo salió disparado de la tienda de campaña, corriendo en diferentes direcciones. El misterio de lo que realmente sucedió persiste.

Pincha aquí para conocer seis lugares de Rusia sólo aptos para amantes del riesgo.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies