Fiebre del Mundial: peruano se queda en Ekaterimburgo tras viajar allí por el Campeonato

Giovanni Falcón
Giovanni Falcón llegó a Ekaterimburgo con su amigo para apoyar a la selección nacional, pero al ver cómo le recibieron allí, ha decidido cambiar su lugar de residencia. Y ya ha empezado a buscar su primer trabajo en Rusia…

Giovanni y Remington, dos amigos peruanos, llegaron a Rusia parar asistir al Mundial y apoyar a su selección. Los dos son electricistas de profesión y pidieron un crédito bancario para poder estar en la gran fiesta de fútbol. Primero se dirigieron a Ekaterimburgo donde su selección jugó contra Francia. En esta ciudad en los Urales encontraron un alojamiento gratuito. El programador ruso Vladímir Jakímov, a quien conocieron a través de redes sociales, les recibió en su casa y no les dejó pagar por la estancia. Es más, al ver que muchos lugareños se aprovechan del desconocimiento de los extranjeros para cobrarles el doble o el triple, advirtió a los vecinos de la casa para que fueran hospitalarios con sus invitados y les echaran una mano si fuera necesario.

En el portal de su casa Vladímir colgó un anuncio que decía:

“En este momento recibo en mi casa a los invitados de Perú. Si ven a un peruano perdido, ayúdenle y acompáñenle al piso №81… Debemos dejar un buen recuerdo de nosotros. ¡En la otra punta del mundo, en otro hemisferio van a pensar bien de nosotros! No es un proyecto comercial en absoluto, Perú no es un país rico, mis peruanos son electricistas que han pedido un crédito bancario para venir, viven gratis aquí. Si intentan aprovecharse de ellos o sacarles el dinero, les castigaré”.

Giovanni con Remington y Vladímir.

Uno de los vecinos subió este anuncio en redes sociales y este se hizo viral, mientras que Vladímir se convirtió en toda una estrella local. 

Pero volvamos a Giovanni. Después de pasar una semana en Ekaterimburgo, el hincha peruano ha visitado otras ciudades rusas y ha ido a otros partidos, pero después volvió a la capital de los Urales.

“¡El viaje a Ekaterimburgo es lo mejor que me ha pasado en la vida! Ya he dicho a mis padres que me voy a mudar, y me han apoyado. Por supuesto, tengo que buscar trabajo, pero creo que lo encontraré”, dijo Giovanni al periódico Komsomólskaia Pravda.

En otras entrevistas que el peruano ya ha concedido a decenas de los medios rusos, Giovanni ha reconocido que le ha cautivado la hospitalidad de los rusos, que le ha gustado el ritmo de vida en Ekaterimburgo y aunque el frío invernal le asusta un poco, dice que trasladarse a los Urales es todo un reto para él y lo quiere conseguir. Además, añade que no se siente “atado” a Perú, porque sus amigos y familiares están dispersos por todo el mundo. Consciente de sus limitaciones, ha decidido ponerse a estudiar ruso y ya ha visitado el centro de empleo en Ekaterimburgo para empezar a buscar su primer trabajo en el país eslavo.

Ahora Giovanni está de vuelta en Perú para preparar la mudanza y despedirse de sus familiares, en septiembre volverá a los Urales para empezar su nueva vida allí. Por cierto, su amigo ruso Vladímir Jakímov le ha ofrecido quedarse en su casa hasta que encuentre un trabajo y otro alojamiento.

Si quieres saber por qué un mexicano de cartón se ha convertido en una estrella en Rusia durante el Mundial, pincha aquí.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies