Las 7 torres más extraordinarias de Rusia (Fotos)

Legion Media
¿Te interesan las torres históricas, misteriosas y un poco raras? Entonces, ve a Rusia, hay muchos y muy buenos ejemplos.

1. Torre Ostánkino en Moscú

Con sus 540 metros de altura, la torre de televisión y radio Ostánkino es la estructura más alta de Europa. Si fuera un edificio residencial, tendría 180 pisos, aunque en realidad solo tiene 45.

Durante el huracán de Moscú de 1998, la parte superior de la torre se inclinó 6 metros desde una posición vertical. En principio puede inclinarse hasta 14 metros.

El 27 de agosto de 2000, un incendio quemó tres pisos de la torre Ostánkino, incluyendo el restaurante Seventh Heaven. No se reabrió hasta 16 años después. De hecho, la intensidad del fuego fue tal que muchos creyeron que la torre iba a derrumbarse.

2. Torre Söyembikä en Kazán

Uno de los símbolos de la ciudad de Kazán, la torre Söyembikä es una “torre inclinada”, como la de Pisa. En la actualidad, está desviada casi 2 metros.

Nadie sabe cuándo y por qué se construyó la torre y es que los archivos locales están perdidos. Según algunos se erigió en el siglo XVI por orden de la gobernante tártara Söyembikä para honrar a su difunto marido.

Según otra leyenda, cuando Iván el Terrible se hizo con Kazán, quería casarse con Söyembikä. Ella accedió, pero solo si construía una torre en siete días. Cuando la torre fue terminada, ella saltó desde arriba y acabó con su vida.

3. Torre Griffin en San Petersburgo

Esta misteriosa torre está escondida en uno de los patios del centro histórico de San Petersburgo. La torre Griffin es, de hecho, lo que queda de una vieja estación de calderas.

Según cuenta la leyenda, el farmacéutico Vilhelm Pel hizo sus experimentos de alquimia en este lugar en el siglo XIX. Se decía que durante la noche el laboratorio de Pel estaba custodiado por grifones que sobrevolaban la ciudad.

4. Torre inclinada de Neviansk

Otra torre inclinada se encuentra en la pequeña ciudad de Neviansk en los Urales. Esta “hermana” de la de Pisa tiene una inclinación de 1,86 metros.

Se cuenta que la torre, construida en 1725, fue la primera en el mundo en utilizar un pararrayos, casi 25 años antes de que fuera oficialmente inventada por Benjamin Franklin en EE UU.

5. Torre Spásskaia en Moscú 

El Kremlin tiene 20 torres y cada una de ellas merece nuestra atención. Aunque, sin duda, la más importante es la torre Spásskaia (torre del Salvador).

Ha sido durante siglos la entrada principal al Kremlin. Según la costumbre, la gente se quitaba el sombrero al pasar por sus puertas. A los que no lo hacían se les enseñaba una lección. Según se cuenta, cuando Napoleón intentó entrar en el Kremlin con su sombrero, un fuerte viento apareció de improviso y se lo arrancó de la cabeza.

El reloj más importante de Rusia se encuentra en esta torre. El sonido de sus campanas inaugura oficialmente el Año Nuevo en Rusia.

6. Torre Shújov en Moscú

Construida a principios de la década de 1920, al final de la guerra civil rusa, la torre de radiodifusión de Shújov fue durante muchos años un símbolo de la televisión soviética.

Con un diseño hiperboloide, la torre es muy resistente. Cuando un pequeño avión chocó contra la torre en 1939, ni siquiera necesitó ser reparada. Tampoco le produjo daño alguno el huracán de Moscú de 1998.

7. Campanario de Kaliazin

Después de que las autoridades sepultaran bajo las aguas el centro histórico de la ciudad de Kaliazin  (unos 200 km al norte de Moscú) en los años 30, para construir una central hidroeléctrica, todo lo que quedó fue el campanario de una iglesia. El templo fue derribado pero el campanario se salvó para que sirviera de faro en el recién formado embalse.

A pesar de los planes de destruir la torre, sigue en pie. Hoy en día, este solitario campanario se levanta en una pequeña isla y es una de las principales atracciones turísticas de la zona. Además, sirve como lugar de ceremonias religiosas.

Fotos de edificios históricos de Rusia a vista de dron. Relájate y disfruta

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies