Guía de la Torre Ostánkino: Cómo llegar y qué hacer allí

Well known Ostankino TV tower in Moscow and night glowing of residential districts and streets around it.

Well known Ostankino TV tower in Moscow and night glowing of residential districts and streets around it.

Getty Images
La torre de Ostánkino ahora tiene una cubierta abierta de observación. Te explicamos cómo comprar entradas, cómo llegar y qué hacer allí además de hacerte selfies.

La Torre Ostánkino. Fuente: Getty ImagesLa Torre Ostánkino. Fuente: Getty Images

Por primera vez en muchos años los visitantes de la Torre de TV de Ostánkino podrán admirar Moscú sin hacerlo a través de vidrio: el rascacielos de 540 metros ha construido una cubierta de observación abierta. Se encuentra en el balcón técnico, a una altura de 85 metros del suelo (la cubierta cerrada se encuentra a una altura de 337 metros) en un lugar al que antes sólo tenían acceso los meteorólogos. Ahora este balcón forma parte del nuevo itinerario de excursiones a la torre.

Sin embargo, antes de venir aquí, uno debe familiarizarse con algunas otras cosas... Es decir, si no quieres perderte tontamente en el bosque cercano o tener que esperar demasiadas horas en la entrada.

La Torre Ostánkino. Fuente: Serguéi Fomín/Global Look PressLa Torre Ostánkino. Fuente: Serguéi Fomín/Global Look Press

Cómo comprar un billete para la plataforma de observación

La torre es protegida como un edificio del gobierno. Es decir, puedes venir aquí sólo si tienes un permiso personal y dejando antes todos los objetos cortantes o explosivos en un contenedor en la entrada. Es por eso que debes reservar tu entrada con antelación, llamando al 8 (405) 926 61 11 o en la web oficial.

Por otra parte, sólo un número limitado de turistas están autorizados a la torre, por lo que debes elegir la hora de su visita al menos con un día de antelación.

La Torre Ostánkino. Fuente: Konstantín Kokoshkin/Global Look PressLa Torre Ostánkino. Fuente: Konstantín Kokoshkin/Global Look Press

El billete electrónico se puede comprar fácilmente en la web. Tardarás un minuto en seguir los siete pasos para hacerte con tu entrada. Debes aportar tu nombre, apellido y fecha de nacimiento (deben ser los que se encuentran en tu pasaporte) e información de contacto. Recibirás entonces la e-confirmación del pago del boleto, que no incluye la guía de audio gratuita ni otros servicios.

Por ahora sólo hay dos itinerarios. El primero es a la cubierta de observación cerrada situada a una altura de 337 metros, a la que un ascensor te llevará en 42 segundos y saldrás al piso de cristal. El segundo incluye además la nueva cubierta abierta.

La Torre Ostánkino. Fuente: Konstantín Kokoshkin/Global Look PressLa Torre Ostánkino. Fuente: Konstantín Kokoshkin/Global Look Press

Deberás elegir antes el tipo de boleto: adulto (1.000 rublos - 16.7 dólares) o niño/estudiante (500 rublos - 8.3 dólares). De 10 a 11 de la mañana los precios son más bajos - 600 (10 dólares) y 300 (5 dólares). Para el segundo itinerario (con las dos cubiertas de observación) todos los boletos cuestan 1.500 rublos (25 dólares). La primera tanda de visitas comienza a las 10 de la mañana y la última a las 10 de la noche. 

Por último recuerda que “debido a las dificultades de su evacuación en caso de emergencia”, ninguno de los itinerarios está disponible para niños menores de siete años mujeres que muestren signos de embarazo, personas borrachas o que usen prótesis, sillas de ruedas o muletas.

Cómo llegar a la Torre Ostánkino

OK, has obtenido la confirmación electrónica. ¡Ahora debes encontrar la torre! A pesar de la proximidad aparente (así es como puede parecer si se miran ciertos mapas), Ostánkino no tiene parada de metro y el camino a que puede ser complejo. Está rodeado por el Parque Ostánkino, que no es muy diferente de un bosque normal. Además, al haber muchos e idénticos edificios alrededor, puedes acabar desorientado. A pie desde la parada de metro VDNKh se tarda unos 25 minutos.

Si lo prefieres, desde esa salida del metro tardarás entre 5 y 7 minutos si tomas el tranvía 36 o 73 hasta la calle Akademika Koroliova o el monorraíl hasta la parada del telecentro.

Es difícil perderse la parada: la Torre Ostánkino se levanta ante ti tan pronto como se sale del metro.

¿Qué más se puede hacer en Ostánkino además de tomar selfies?

Se puede comer de manera única en el restaurante giratorio. Ocupa tres pisos a una altura de 328-334 metros y gira alrededor del eje del edificio a una velocidad de una a dos rotaciones cada 40 minutos.

El restaurante giratorio en la Torre Ostánkino. Fuente: Vostock-PhotoEl restaurante giratorio en la Torre Ostánkino. Fuente: Vostock-Photo

Los precios están en correlación directa con la proximidad del restaurante al suelo. En los pisos inferiores se puede tomar un aperitivo por unos 500 rublos (8.3 dólares). La comida en el restaurante cuesta un promedio de 1.500 rublos (25 dólares) por persona.

Cuando estés allí podrías echar un vistazo al pequeño museo de la torre. Contiene varias exposiciones interesantes relacionadas con la retransmisión de televisión, así como un antiguo sistema de teléfono clave y el montaje de la construcción para la reparación de la torre.

Además, verás que la mayoría de los programas de debate rusos se filman en Ostánkino y el público para estos programas se aglomera alrededor de las instalaciones sobre una base horaria. Si deseas participar en el proceso de grabación, puedes inscribirse para ser un miembro del público, y se te pagará por ello. El único problema es que todo está en ruso.