El palacio imperial de Gátchina reabre sus puertas al público

El palacio de Gátchina.

El palacio de Gátchina.

Lori / Legion-Media
La residencia imperial situada en las afueras de San Petersburgo fue severamente dañada durante la ocupación nazi. Las nuevas salas en el ala este forman parte de los trabajos de restauración.

Cuatro salas recién restauradas del palacio de Gátchina cerca de San Petersburgo, gravemente dañadas durante la ocupación nazi durante la Segunda Guerra Mundial, se acaban de abrir al público.

Según los empleados del museo, los interiores fueron restaurados a partir de pinturas, fotografías y el plano del edificio encontrado en los archivos.

Interior del palacio. Fuente: hermitage_museum / InstagramInterior del palacio. Fuente: hermitage_museum / Instagram

El Gran Palacio de Gátchina fue construido en 1766-1781 por orden de la emperatriz Catalina II como regalo para su favorito conde Grigori Orlov. El conjunto del Palacio fue diseñado en estilo clásico por el arquitecto italiano Antonio Rinaldi. Tras la muerte de Orlov, Catalina II compró el Palacio a los herederos del conde y lo convirtió en una residencia para príncipes herederos.

La Galería Griega (una de las salas del Palacio) conecta el edificio central con la Sala del Arsenal. La idea de cubrir la columnata y colocar allí la colección real fue propuesta a finales del siglo XVIII por otro arquitecto italiano, Vincenzo Brenna.

Detalle de las salas. Fuente: Archivo.Detalle de las salas. Fuente: Archivo.

Como el resto del Palacio, la Galería Griega sufrió daños durante la Segunda Guerra Mundial. Los nazis la destruyeron durante su retirada y se llevaron muchos objetos de valor. Después de la guerra, el Palacio cerró sus puertas por largo tiempo. Primero se instaló allí una escuela militar y posteriormente un instituto secreto del estado.

Actualmente los restaurados interiores de lujo cuentan con esculturas, pinturas y muebles de los siglos XVIII y XIX.  

Lea más:

Razones por las que NO visitar San Petersburgo

Todo el mundo habla bien de la capital cultural de Rusia. ¿Seguro que tienen razón?

 

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies