Los pintorescos parques de Tatarstán

lori / legion media
Aquí se cruzan el islam y el cristianismo ortodoxo, se mezclan las culturas rusa y tártara, con sus respectivos idiomas. RBTH muestra las particularidades de la vida en esta región rusa.

Tartaristán no se adecua a la imagen prototípica de Rusia. En esta próspera región se sitúa la cultura tártara y la mayoría es musulmana. En la actualidad se están renovando los parques de la república.

Los parques de Kazán

En Tatarstán hay casi 150 parques y muchos de ellos están en proceso de renovación. El parque Kontinent ha sido reconstruido de nuevo. “Aquí había un descampado y un parque infantil con un abeto que la gente adornaba para Año Nuevo. Este espacio, rodeado de viviendas  y un gran nudo ferroviario ha sido remodelado con un estilo que se asemeja a un mapa con los continentes. Lo hemos separado de la carretera con montículos artificiales”, explica la arquitecta del parque, Daria Tolovénkova.

“Incluso hemos dejado los caminos que hizo la propia gente al caminar. A menudo los vecinos se acercan y nos dan las gracias por el trabajo. Aunque todavía no lo hemos acabado del todo”, puntualiza. Se han gastado más de 1.200.000 dólares en el acondicionamiento.

kazan arena

Fuente: servicio de prensa

La creación del parque también ha sido novedosa. “Hicimos el camino inverso. En vez de realizar un proyecto consultamos con los vecinos e invitamos a la gente, escuchamos sus propuestas y, basándonos en ellas, asignamos a los arquitectos sus tareas técnicas” explica Natalia Fishman, encargada de la renovación de los parques.

Sviyazhsk

kazan

Fuente: Lori/Legion Media

Sviyazhsk es un pueblo de Kazán situado a solo una hora de Kazán. Viven 248 personas y la mayoría trabaja en el sector de los servicios turísticos. Su pintoresca ubicación, en una colina entre dos río es uno de los grandes atractivos.

“Al principio esto era un pueblo de iglesias y monasterios, desde aquí controlaban los territorios de alrededor, luego se convirtió en una localidad de comerciantes. Antes del período soviético, aquí vivió durante un tiempo el revolucionario Lev Trotski”, explica Serguéi, trabajador en los servicios turísticos.

El interés hacia la herencia histórica surgió en 2010 tras el impulso de las instituciones. Varias empresas de la república reunieron fondos y los invirtieron en la restauración de templos locales, construyeron un museo y repararon la infraestructura. Los habitantes del pueblo consiguieron trabajo, hubo quien se mudó a vivir aquí, hubo quien compró una casa…

En Sviyazhsk hay muchos vecinos de toda la vida que, siguiendo con sus mismas ocupaciones, simplemente observan los cambios que se producen a su alrededor a causa de la nueva política cultural. “Antes, por el pueblo andaban las vacas, y ahora, los turistas. En realidad los visitantes aparecieron hace sólo 15 ó 20 años”, dice Lyubov Mijáilovna, que trabaja como limpiadora en el museo de Sviyazhsk. “Mis padres me trajeron cuando era una niña, y aquí sigo viviendo. Antes, donde está el museo había un internado y mi madre trabajaba allí de limpiadora. Ahora trabajo yo, pero, en vez de en un internado, en un museo”.

¿Quiere recibir la información más destacada sobre Rusia en su correo electrónico? Pincha en  y reciba cada viernes el material más interesante.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies