Tesoros de la Unesco en el oeste de Rusia

En esta serie RBTH examina las maravillas naturales y culturales que componen el patrimonio ruso de Unesco desde el este hasta el oeste. El programa Patrimonio de la Humanidad de la Unesco aspira a preservar los lugares naturales y culturales más emblemáticos, considerados de importancia global. La tercera parte de esta serie empieza en la parte europea de los montes Urales con los bosques vírgenes de Komi.

Bosques vírgenes de Komi (1995)

 

Fuente: lori / legion media

Este bosque antiguo situado en el borde de Europa, tiene 33.000 km². En realidad es el bosque más grande de Europa y se encuentra al oeste de las montañas Urales, en la república Komi. Los renos, visones y liebres deambulan libremente por los bosques siberianos de abetos, alerces y píceas entre turberas. 

Complejo histórico y de arquitectura del Kremlin de Kazán (2000)

 

Fuente: shutterstock

Construido por Iván el Terrible para conmemorar su victoria sobre los tártaros en el 1552, el Kremlin de Kazán se erigió sobre las ruinas del castillo de su enemigo derrotado.

Este monumento en estilo oriental se compone de varios edificios del siglo XVI, incluyendo la Catedral de la Anunciación(1554-62). La estructura más famosa de la silueta es la Torre Siyumbiké, también conocida como la mezquita del Khan. Su construcción está rodeada de misterios, solamente se sabe que fue nombrada en honor a la reina de Kazán del siglo XVI, que hoy día es una heroína nacional.

El diseño de la estación de ferrocarriles de Moscú, construida a principios del siglo XX, tomó su inspiración arquitectónica de esta estructura.

Se dice que la mezquita Qol Sarif era la mezquita más grande de Europa fuera de Estambul, cuando se completó la construcción en el 2005. Puede hospedar hasta 6.000 creyentes simultáneamente. Sustituyó a la mezquita construida en 1552, cuando las fuerzas de Iván el Terrible atacaron Kazán. 

Otras estructuras notables en esta ciudad incluye la Sede del Gobernador, que ahora es el palacio residencial del presidente de Tatarstán; la hermosa torre blanca Spasskaya, que solía presidir sobre el gran monasterio antes de ser demolida durante el gobierno de Stalin; y las tumbas de los khanes del kanato de Kazán.

Complejo histórico y arqueológico de Bolgar (2014)

 

Fuente: lori / legion media

El último lugar en añadirse al listado de la Unesco es la capital de los búlgaros del Volga, que reinaron en este territorio desde el siglo VIII hasta el siglo XV. También se convirtió en la primera capital de la Horda de Oro mongola en el siglo XIII, que sirvió para consolidar su poder y consiguiente expansión.

Pedro el Grande ordenó que se preservaran las ruinas, en lo que se cree que fue el primer acto oficial de preservación histórica en Rusia. Los principales lugares de visita son una serie de antiguos mausoleos y la Habitación Negra, una estructura del siglo XIV que según la leyenda albergaba la corte del Khan.

Bolgar es un lugar de peregrinación local para los tártaros, pero también era popular entre los musulmanes de la URSS. Como estos no podían viajar a la Meca, Bolgar se convirtió en el destino alternativo.

Se ha incluido en la lista por su contribución para comprender la diversidad humana, la continuación histórica y la formación de civilizaciones. La veneración que actualmente le profesan los tártaros es una muestra pequeña de cómo podía ser la vida aquí antes de la llegada de los mongoles. 

La ciudadela y la antigua ciudad de Derbent (2003)

 

Fuente: lori / legion media

Situada donde las montañas del Cáucaso se encuentran con el mar Caspio, Derbent ha sido un importante lugar de paso entre norte y sur desde el siglo I a. C. Según algunos la ciudad se fundó en el siglo VIII a.C. y se cree que algunas de sus estructuras tienen 5.000 años de antigüedad. La ciudad tiene nombres en diferentes lenguas, pero todos ellos significan "puerta", ya que la ciudad ha sido un lugar de entrada para el comercio entre Europa y Oriente Medio durante siglos.

Debido a su localización geográfica, Derbent se construyó en un pasaje relativamente estrecho entre las montañas y el mar. Muchas edificaciones son del Imperio sasánida, la última dinastía persa antes de la llegada del islam. Aquí han vivido armenios, mongoles y turcos, entre otros. Pasó a formar parte del Imperio ruso en 1814. Los principales lugares de visita son las antiguas murallas, los baños, las torres de control, las cisternas, las mezquitas y la bien preservada ciudadela.  

El Cáucaso occidental (1999)

 

Fuente: lori / legion media

Se trata del patrimonio natural más al oeste del país. Se compone de la parte occidental de la cadena montañosa, que nace cerca del Mar Negro e incluye el monte Elbrus, el más alto de Europa. El enclave se encuentra a 50 km de la ciudad de Sochi, donde se celebraron los Juegos Olímpicos de Invierno 2014. 

Se incluyó como patrimonio de la Unesco por ser la última cadena montañosa de Europa que no ha sufrido un impacto humano significativo.  Tiene un hábitat que va desde las tierra bajas a los glaciares y cuenta con abetos del Cáucaso, unos árboles que llegan hasta los 75 m y se consideran los más altos de Europa.

Recientemente se han reintroducido algunas especies de animales, como el leopardo persa y el bisonte del Cáucaso. Además hay especies autóctonas como la cabra montesa del Cáucaso occidental, el oso, el lince o el ciervo.

Lea más: 5 joyas naturales de Rusia a punto de desaparecer>>>

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.