¿Puedo ser como una salamandra? Científicos desarrollan nuevo material para regeneración de tejidos

Reinhard Hölzl/Global Look Press
A diferencia de los humanos, las salamandras pueden regenerar estructuras complejas después de una lesión, incluyendo miembros enteros o incluso tejido cardíaco, pero la ciencia podría copiar esta habilidad. Investigadores rusos han desarrollado materiales poliméricos para reparar partes de hueso perdido.

La regeneración de tejidos es un campo completamente nuevo en el mundo de la ciencia. La mayoría de las terapias con células madre han demostrado ser ineficaces en la formación de nuevo tejido: por ejemplo, las células madre embrionarias no pueden ser utilizadas para tratar tejidos dañados debido a su capacidad para formar tumores.

Como parte del Proyecto 5-100, un programa de apoyo estatal para las universidades rusas, la Universidad Politécnica de San Petersburgo creó nuevos materiales poliméricos para fines médicos que son capaces de reparar órganos humanos traumatizados.

Los especialistas del laboratorio desarrollaron un análogo del tejido óseo, un material poroso tridimensional hecho de colágeno y quitosano. Usando este material, los investigadores pueden restaurar partes de hueso perdidas a causa de un trauma o enfermedad.

Estos materiales “imitadores” pueden engañar al cuerpo para que no rechace el objeto extraño. Con el tiempo, el tejido artificial puede ser reemplazado por el natural.

“No estamos engañando a la naturaleza, sólo estamos ayudándola a hacer frente a un problema médico”, explica Vladímir Yudin, jefe de laboratorio. “Una persona con un órgano artificial debe tomar medicamentos por el resto de su vida para evitar que el cuerpo lo rechace. Este no es así el caso del tejido cultivado a partir de células humanas”.

Los resultados de los estudios preclínicos mostraron que, después de un cierto período de tiempo, una esponja tridimensional incrustada en un hueso se ve cubierta con tejido óseo natural, mientras que dicho material se descompone.

Los efectos de la esponja de colágeno desarrollada fueron estudiados tanto en los tejidos del hígado como en el tejido muscular, comprobándose que este material también estimuló la restauración del tejido natural de los órganos. Los últimos resultados de la investigación se describen en el artículo Bioresorption of Porous 3D Matrices Based on Collagen in Liver and Muscular Tissue (Biorreabsorción de matrices 3D porosas basadas en colágeno en tejido del hígado y en el muscular) publicado en la revista Cell and Tissue Biology.

Los investigadores también desarrollaron cubiertas de heridas, prótesis de vasos sanguíneos e hilos de sutura. Se realizaron ensayos preclínicos in vivo con estos materiales, y los resultados demostraron que son efectivos. Estos materiales se recomiendan para su uso en ingeniería de tejidos y trasplantes celulares.

Si te interesó este texto, pincha aquí para leer sobre unos cirujanos rusos que sustituyeron la laringe cancerosa de un paciente por parte de su intestino.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies