Kaláshnikov quiere cambiar las leyes de control de armas en Rusia

Vladímir Smirnov/TASS

El Consorcio Kaláshnikov, productor del famoso rifle de asalto AK-47, ha sugerido que el Parlamento ruso apruebe varios cambios en la legislación sobre armas de fuego del país. Una de las propuestas consiste en otorgar el derecho a cada ciudadano para que pueda poseer hasta diez armas.

La compañía también sugiere que a las personas con tres años de experiencia de tiro –en lugar de los  cinco actuales– se les debería permitir tener rifles de caza. Además, si estos cambios llegaran a materializarse, los dueños de armas podrían hacer que estas fueran reparadas por cualquier compañía con una licencia apropiada, en vez de solamente por la empresa que hizo el arma, como ocurre actualmente.

Kaláshnikov también quiere aumentar la capacidad del cargador de los rifles de caza para que puedan utilizarse en prácticas de tiro que sirven para entrenar a los atletas.

“Para nosotros un rifle es como una raqueta para un tenista”, declaró Vitali Kriuchin, presidente de la Confederación Internacional de Tiro Práctico, según informa el diario Kommersant.

Además, añadió que la capacidad del cargador mejora velocidad de disparo: “Casi ningún país extranjero tiene estas restricciones en la capacidad del cargador, mientras que nosotros tenemos que recargar cada diez tiros”.

Los chinos han creado su propio Kaláshnikov. Aquí te contamos cómo distinguir uno auténtico de una copia.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lea más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies