Moscú inaugura la mayor mezquita de Europa

Kommersant
El presidente ruso, Vladímir Putin, y su homólogo turco, Tayyip Erdogan, junto con el palestino Mahmud Abás inauguran en Moscú una mezquita que dará cabida a 10.000 personas, el día antes de la Fiesta del Sacrificio (Eid al-Adha o Kurban Bayram).

"Este es un importante acontecimiento para todos los musulmanes en Rusia", dijo Putin al reunirse hoy con el presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abás, quien también asiste al acto.

Putin también invitó a la ceremonia al presidente de Irán, Hasán Rohaní, con la intención de celebrar seguidamente consultas bilaterales, pero su presencia no está confirmada.

Moscú es después de París la segunda ciudad de Europa con más musulmanes, un millón y medio, entre residentes e inmigrantes del Cáucaso y Asia Central. Además, en todo el territorio nacional viven unos 23 millones de musulmanes, según informó a Efe el Consejo de Muftíes de Rusia, en su mayoría en Moscú, el Cáucaso Norte y las repúblicas de Tatarstán y Bashkiria, en el Volga.

Debido a sus altos índices de natalidad, el número de musulmanes en este país no ha dejado de crecer desde la caída de la Unión Soviética en 1991. No obstante, Putin, un confeso creyente cristiano ortodoxo, ha dejado bien claro que Rusia es un país laico y ha cortado de raíz cualquier intento, por ejemplo, de que las niñas musulmanas lleven velo en las escuelas.

Por otro lado, algunos musulmanes consideran que carecen de mezquitas suficientes para reunirse adecuadamente. En las mayores festividades religiosas se reúnen hasta 100.000 personas fuera de la mezquita central de Moscú, lo que provoca que las calles adyacentes se colapsen.

La nueva mezquita se ha levantado sobre una más antigua y su demolición provocó las quejas de numerosas personas y de grupos preocupados del patrimonio cultural. Rustam Rajmatullin, coordinador de Arkhnadzor, un influyente grupo de conservacionista lo describió como "un acto de barbarismo exagerado por la arbitrariedad administrativa".

Varias organizaciones musulmanas también criticaron la decisión y acusaron al Consejo de Muftíes de Rusia de acciones ilegales y de "destrucción de patrimonio histórico". El Consejo respondió que era necesaria la reconstrucción y que el antiguo edificio ya no era seguro.

Datos sobre la nueva mezquita

La mezquita fue demolida y reconstruida para convertirse en una de las más grandes del país. Cuenta con 72 minaretes y la cúpula central tiene 46 metros. Será la segunda más grande de Rusia, después de Salawat Yuláiev, que está en proceso de construcción en Ufá.

Podrá albergar hasta 10.000 personas y tiene 20 veces más espacio que el antiguo edifico. Cuenta además con siete ascensores, aire acondicionado y está acomodada para personas con dificultades de movimiento.

El precio de la reconstrucción ha sido de 170 millones de dólares. La mayoría del dinero ha sido donado por el empresario y senador ruso Suleimán Kerimov, en memoria de su padre. La lista de donantes también incluye al líder palestino Mahmud Abás, que donó 26.000 dólares, en nombre de los niños palestinos.

Turquía ha donado un minbar, púlpito desde donde el imán ofrece los sermones del viernes, y un mihrab, un nicho semicircular que indica la dirección a la Meca. Las paredes y los techos tienen inscripciones ornamentales realizadas por artesanos turcos.

La cúpula y los pabellones están recubiertos por 12 kg de pan de oro. Los arquitectos decidieron cubrir las cúpulas con oro para fundirse con el paisaje de Moscú, dominado por las cúpulas doradas de las iglesias.

El terreno sobre el que se erige la mezquita, en Vypolzov, fue adquirido por mercaderes tártaros en 1902. La mezquita original se construyó en 1904 y se mantuvo allí hasta su demolición en 2011.

 

 

¿Quiere recibir la información más destacada sobre Rusia en su correo electrónico? Suscríbase a nuestros boletines semanales y reciba cada viernes el material más interesante.

Para la elaboración de este artículo se ha utilizado información de la Agencia EFE.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies