Qué se sabe del asesinato de Borís Nemtsov un año después

El político opositor fue asesinado en Moscú.

El político opositor fue asesinado en Moscú.

AP
El asesinato del político de oposición provocó la indignación de las autoridades y de la oposición. Las fuerzas de seguridad detuvieron a cuatro personas y hablan de que el caso está resuelto, aunque el abogado de la familia no es de la misma opinión. RBTH explica cómo se ha desarrollado el caso.

Hace un año fue asesinado el opositor y antiguo vice primer ministro de Rusia, Borís Nemtsov, en el centro de Moscú. Este indignante asesinato estaba lleno de simbolismo: el cuerpo ante el Kremlin, la víspera de un mitin de oposición y cuando preparaba un informe sobre la presencia militar de Rusia en Donbass. La oposición consideró que había pistas que se dirigían contra el Kremlin mientras que este lo consideró una  “bárbara y cínica provocación”.

El presidente Vladímir Putin, que se encargó del caso, exigió varias veces que encontraran a los organizadores del asesinato. En enero de 2016 el Comité Investigador de Rusia anunció que el asesinato de Nemtsov estaba resuelto. En el banquillo de los acusados se sentaron cinco presuntos responsables del crimen.

El supuesto organizador es Ruslán Mujudínov que, según los medios y los testimonios de los familiarizados con el caso, es ayudante y conductor personal de Ruslán Guereméyev, y pertene al círculo íntimo del líder checheno Ramzán Kadírov.  Sin embargo, a los investigadores todavía desconocen los motivos de Mujudínov o su paradero actual.

“Valientes guerreros” de Chechenia

Según la versión final de la acusación el asesinato de Nemtsov se planeó a finales de septiembre de 2014. Esto excluye la versión que se hizo popular en un primer momento, según la cual Nemtsov fue asesinado por su postura en relación a los ataques islamistas a la editorial de Charlie Hebdo en enero de 2015. El semanario satírico francés publicó una viñeta de la profeta Mahoma, lo que provocó protestas de musulmanes en todo el mundo, incluido en Chechenia. Nemtsov fue uno de los que respaldaron a los periodistas y estaban contra de la "inquisición medieval islámica", tal y como escribió.

La investigación reveló que el motivo del asesino y de sus cómplices era económico. Mujudínov prometió a los sicarios alrededor de 15 millones de rublos (unos 224.000 dólares). El que ejecutó a Nemtsov, Zaur Dadáev, había sido miembro del batallón checheno Séver e incluso condecorado en varias ocasiones por el Estado. Además, habría cuatro participantes más, tres de ellos previamente vinculados a ese cuerpo.

Zaur Dadáev, los hermanos Anzhor y Shadid Gubashev, Temirlán Eskerjánov y Jamat Bajáev acusados del asesinato en el tribunal Basmani de Moscú. Foto: Anton Denisov / RIA NovostiZaur Dadáev, los hermanos Anzhor y Shadid Gubashev, Temirlán Eskerjánov y Jamat Bajáev acusados del asesinato en el tribunal Basmani de Moscú. Foto: Anton Denisov / RIA Novosti

Qué es el batallón Séver (Norte)

El batallón fue formado en 2006 a partir de órganos de seguridad controlados directamente por Ramzán Kadírov. En los medios también lo escriben como el batallón personal del líder checheno.

Según la investigación, llegaron a Moscú, comenzaron a vigilar a Nemtsov y lo mataron cuando el político salió de un restaurante con su novia, la modelo ucraniana Anna Durítskaia, que no resultó herida.

El asesino huyó en coche junto con los cómplices. Al día siguiente, casi todos se fueron de la capital rusa pero una semana después fueron detenidos en Ingushetia. El sexto participante del asesinato, Beslán Shavánov, también fue detenido en Chechenia, pero murió tras un accidente con  una granada.  

Inmediatamente después de la detención, el líder checheno Ramzán Kadírov llamó a Zaur Dadáev “verdadero patriota de Rusia” en su cuenta de Instagram y dijo que era  “uno de los militares más valientes” del país. También dijo lo mismo sobre Shavánov.

¿Solo mercenarios?

Los amigos de Nemtsov y el abogado de la familia, Vadim Prójorov, creen que la primera fase de la investigación se llevó a cabo de manera profesional. “El equipo de investigación detuvo de manera muy rápida a los presuntos participantes en el asesinato”, recuerda en su entrevista a RBTH el compañero del difunto Iliá Yashin.

Sin embargo, a partir de mayo el caso Nemtsov pasó a manos de otra persona (el especialista en asuntos vinculados al nacionalismo fue sustituido por un investigador, especializado en la delincuencia de Chechenia). El abogado Prójorov afirma que el caso quedó estancado.

Tras los primeros interrogatorios Dadáev confesó su implicación, pero lo negó poco después. Los medios hablaron de Ruslán Guereméyev, ex comandante del batallón Sever, como supuesto organizador del asesinato. En la versión final de la acusación solo se encuentran Mujudínov y “otras personas no identificadas por la investigación” entre los organizadores, una conclusión calificada de “absurda” por el entorno de Nemtsov.

“Todos los detenidos son mercenarios. Ruslán Guereméyev no puede tener ningún motivo contra Nemtsov. Tampoco tiene 15 millones de rublos para pagar a los mercenarios. Entonces, el supuesto caso está resuelto pero no se han identificado ni los organizadores, ni los clientes, ni sus motivos”, dice Prójorov. 

En noviembre de 2015 se lanzó una orden orden de busca y captura internacional contra Mujudínov, que según los investigadores, estaba en los Emiratos Árabes Unidos. Fuentes de la agencia de información Rosbalt sostienen que Mujudínov se esconde en las montañas de Chechenia. Es probable que allí también esté Ruslán Guerméyev.

Según una encuesta de Levada Center, realizada la víspera del aniversario de la muerte del político, la mitad de los ciudadanos rusos (52%) cree que los responsables del asesinato no serán identificados.

“Una persona muy seria”

Los abogados de los Nemstov exigieron que se interrogase a Ramzán Kadírov, así como a las personas de su entorno, porque “Dadáev es de un batallón controlado por Kadírov y es sabido que en Grozni nada se hace sin su equipo”, declara Prójorov.

Kadírov afirmó que estaba dispuesto a ser interrogado si servía para ayudar a la investigación, pero finalmente no lo llamaron. Los partidarios de Nemtsov piensan que la causa del asesinato está relacionada con sus actividades políticas, por sus críticas al presidente o la investigación sobre militares rusos en el sureste de Ucrania, entre otras.   

“Sin embargo, ¿para qué alguien de la dirección chechena tuvo que matar al líder de la oposición en este lugar y en este momento?”, se pregunta el dirigente del Centro Federal de información Análsis y Seguridad y ex oficial de policía, Ruslán Milchenko. “En el Cáucaso entienden muy bien qué tipo de problemas puede provocar a las autoridades un asesinato con tanta resonancia”.

“Todo lo vinculado con nuestro sistema de judicial está lleno de matices”, afirma Franz Klintsévich, primer vicepresidente de Rusia Unida (el partido en el poder) y expresidente del Departamento de Rusia Unida en Chechenia.

“Generalmente, el matiz principal supone una base muy débil para que sea evidente y todo depende del poder del cliente.” En su opinión, la persona que ordenó un asesinato con tanta resonancia podría ser una persona “muy seria”. Lo que ahora más le preocupa es la cantidad de especulaciones vinculadas con el asesinato de Nemtsov. “Hay quienes no perderán esta oportunidad para inflamar la opinión pública”, afirma Klintsévich.

Lea más:

¿Dónde buscar a los asesinos de Borís Nemtsov?

Hay algunas teorías que parecen más plausibles que otras...

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.