Rusia realiza operación antiterrorista en Daguestán

Rusia puso en vigor hoy una operación antiterrorista en tres distritos del sur de su república norcaucásica de Daguestán, confirmó un portavoz de los cuerpos de seguridad, tras un reciente atentado con un carro bomba.

El vocero del Comité Nacional Antiterrorista (CNA) afirmó que ese régimen cobró vigencia desde las 07:00 hora local de este miércoles en los distritos de Khivsky, Tabasaransky y Suleyman-Stalsky, donde una búsqueda de elementos subversivos armados está en marcha.

El lunes último, la detonación de un coche cargado de explosivos en un puesto de control de tráfico en la zona de Derbentsky cobró la vida de dos policías e hirió a otros siete, además de seis civiles.

Los expertos del Comité de Investigaciones compararon la potencia de la bomba fabricada artesanalmente sobre la base de dos proyectiles de artillería con la de 30 kilogramos de explosivos.

El líder de la república, Ramazán Abdulatipov, consideró el atentado como el mayor cometido en este territorio contra los cuerpos del orden.

Las Autoridades daguestaníes reiteran que más de 600 ciudadanos de ese sujeto federal abandonaron el país y viajaron a Siria para integrar las fuerzas terroristas del autodenominado Estado Islámico (EI).

Ramazán Abdulatípov, funcionario gubernamental de ese territorio, aseguró en una entrevista al periódico Vedomosti tener la certeza de que suman 643 las personas que tomaron esa decisión.

En un llamado a implementar medidas radicales, Abdulatípov reiteró la propuesta formulada al Comité Nacional Antiterrorista de Rusia de anular los pasaportes de quienes salen al exterior para engrosar las filas del terrorismo internacional, con el objetivo de que no puedan viajar libremente.

Alexandr Bortnikov, jefe del Servicio Federal de Seguridad (FSB, en ruso) y titular del Comité Nacional Antiterrorista, informó recientemente que unos dos mil 900 ciudadanos rusos fueron sindicados como sospechosos de vínculos con organizaciones terroristas en Siria e Iraq, incluidas aquellas que intervienen en operaciones militares.

Precisó que 198 de ellos murieron en acciones en el extranjero mientras que 214 regresaron a Rusia y están bajo control de los cuerpos de seguridad, 80 fueron incluidos en expedientes de instrucción y 41 arrestados.

Bortnikov cifró en más de mil los ciudadanos de nacionalidad rusa sospechosos de participar en operaciones militares en el exterior y dijo que este año el FSB trató de persuadir a más de 100 rusos, predominantemente jóvenes, para que no fueran a Siria a unirse a los terroristas.

La mayoría de estos individuos de ideología radical procedían de las repúblicas norcaucásicas, el Volga y el Distrito Federal del Sur, concluyó el jefe del FSB.

Lea más

Rusia, en alerta contra las amenazas del Estado Islámico >>>

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

This website uses cookies. Click here to find out more.

Accept cookies