Terroristas del Cáucaso ruso entrenan en Turquía, afirma Lavrov

El canciller Serguei Lavrov aseguró ayer en una entrevista con periodistas italianos que en territorio de Turquía entrenan terroristas no solo para agredir a Siria, sino también para operar contra Rusia en el Cáucaso del Norte.

Desde hace mucho tiempo, según el jefe de la diplomacia rusa, Moscú sabe que el territorio turco se utiliza para brindar a extremistas y terroristas la posibilidad de recibir tratamientos, descansar y prepararse para nuevas operaciones militares en Turquía y en otras regiones como la zona norcaucásica de Rusia.

Añadió Lavrov que también sirven esas áreas para efectuar transacciones comerciales con el Estado Islámico (EI) y para suministrar armamentos a esta falange y a otros grupos terroristas que operan en Siria.

La cartera de Defensa de Rusia presentó recientemente a cerca de 100 periodistas y los agregados militares acreditados aquí videos, fotografías y otras pruebas documentales que implican a Ankara como el mayor comprador del crudo que roban los terroristas en Siria e Iraq.

Durante la entrevista, Lavrov reiteró que la coordinación de esfuerzos de la coalición internacional encabezada por Estados Unidos con Rusia en coordinación con las tropas terrestres puede contribuir a una derrota más rápida del EI y los otros grupos terroristas.

Mencionó el canciller entre esas tropas de tierra al Ejército leal al presidente sirio, Bashar al-Assad, y a las milicias kurdas, a las que Washington arma e instruye.

Al referirse al derribo del cazabombardero ruso Su-24 por la aviación turca, el ministro opinó que el objetivo de Ankara era frustrar la lucha antiterrorista y el proceso político en Siria, en el cual se avanza gracias a la reunión más reciente de Viena.

Puso en duda el jefe de la diplomacia del Kremlin el pretexto turco de "proteger sus fronteras", mientras envía militares a Iraq para entrenar a los kurdos, pero no en regiones kurdas.

Señaló el canciller que resulta contradictoria la participación de Turquía en la coalición antiterroristas liderada por Washington en tanto que bombardea en Siria a los kurdos, aliados potenciales de Estados Unidos en la lucha contra el terrorismo.

Alertó Lavrov sobre los riesgos éticos y políticos en que incurren Estados Unidos y sus aliados con evocaciones constantes a una mayoría sunita de la población siria que, según ellos, rechazan al presidente constitucional al-Assad como representante del régimen de una minoría.

Parecen intentos no muy honrados de jugar la carta de las confesiones en el conflicto sirio, concluyó el canciller ruso.

Lea más

Ankara atrapada en una difícil situación tras el derribo del Su-24 >>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies