La vida en Norilsk: cómo adaptarse al clima extremo y a la contaminación

Norilsk, ciudad situada en el Círculo Polar Ártico, es uno de los lugares de Rusia más extremos para vivir.

Elena Chernishova, ganadora del concurso World Press Photo Contest, es autora de una serie de fotografía documental realizada en Norilsk entre febrero del 2012 y febrero del 2013.

La serie “Days of Night – Nights of Day” (Días de Noche - Noches de Día) presenta la vida cotidiana de los habitantes de Norilsk (a 3.000 km al norte de Moscú), una ciudad minera situada al norte del Círculo Polar Ártico, con una población de más de 170.000 personas.

La ciudad, sus minas y fábricas metalúrgicas fueron construidas por presos de los campos de trabajo del Gulag.

MMC Norilsk Nickel es una empresa minera y cuenta con una refinadora de níquel y paladio. Esta compañía es el principal empleador local. La fábrica no ha actualizado sus procedimientos de seguridad desde su construcción. Los trabajadores respiran a través de una manguera especial.

Norilsk es una de las ciudades más contaminadas del mundo. La empresa Norilsk Nickel posee tres fábricas en la ciudad. De momento la compañía pretende resolver problemas ambientales, mientras los ciudadanos sufren  enfermedades pulmonares, respiratorias, cardiovasculares y digestivas.

Los edificios de los barrios residenciales de Norilsk están situados cerca uno del otro con el fin de evitar los fuertes vientos. 

La mayoría de los edificios están construidos en zonas de permafrost y habitualmente se encuentran sobre pilotes para evitar la fractura de la plataforma contra el deshielo.

“El 60% de la población actual está vinculada a la industria. El trabajo documental tiene como objetivo investigar la adaptación humana al clima extremo, al desastre ecológico y al aislamiento”, dice Chernishova. La temperatura media anual es -10 ºC, y se acerca a los -55 ºC en invierno, cuando Norilsk se sumerge en las oscuras noches polares durante dos meses. Las condiciones de la vida de los habitantes son únicas e incomparables.

En los apartamentos hay un doble ventanal para que no se escape el calor. La gran diferencia entre las temperaturas dentro y fuera de los edificios causa la condensación del vapor en los vidrios.

La falta de vegetación, el frío, los inviernos nevados y las malas condiciones ambientales obligan a los lugareños a crear jardines en sus apartamentos.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Lea más