Bolivia y Rusia estrechan la colaboración en el ámbito nuclear

Press photo
Rosatom y la Universidad de Investigación Nuclear de Rusia firmaron nuevos convenios con la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA) en el marco del IX Foro Internacional ATOMEXPO 2017 que se celebra en Moscú del 19 al 21 de junio.

El 19 de junio en el marco del IX Foro Internacional ATOMEXPO 2017 la compañía Rosatom América Latina y la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA) firmaron un memorando de entendimiento.

Iván Dýbov, presidente de Rosatom América Latina, y Waldo Albarracín, rector de la UMSA, fueron los encargados de refrendar el documento.

El memorando establece una amplia base para el desarrollo de la cooperación, mutuamente beneficiosa para ambas partes.

“La firma de este documento permitirá iniciar la elaboración y la realización de programas de cooperación bilaterales, que incluyen intercambios profesionales, programas de becas para los estudiantes, seminarios y materiales educativos conjuntos, etc”, explicó el rector de la UMSA.

Según Dýbov, presidente de Rosatom América Latina, la educación es la clave para la aceptación pública de la energía nuclear.

Les damos las gracias por el Tinku presentado durante la ceremonia de firma del Memorándum el pasado agosto #bolivia #laculturaboliviana #rosatom #rosatomal

Publicado por Rosatom América Latina en Martes, 2 de agosto de 2016. Video de la ceremonia tras la firma del memorándum en agosto.

 

"No hay mejor alternativa que la educación en términos de la aceptación pública. Es por eso que Rosatom presta atención especial a este campo. La firma de este Memorando de Entendimiento con la UMSA – el segundo con una universidad boliviana - contribuirá no sólo a elevar el nivel científico y educativo de una universidad importante del país, sino también a mejorar el conocimiento de las tecnologías nucleares y sus beneficios para la sociedad en Bolivia", subrayó Dýbov.

La UMSA es la segunda universidad boliviana que desarrolla un convenio de cooperación con Rosatom. El 1 de agosto de 2016 Rosatom América Latina y la Universidad Pública de El Alto (UPEA) concertaron el Memorando de Entendimiento. Las partes realizaron varios proyectos para aumentar la aceptación pública del uso pacífico de la tecnología nuclear. En particular, en abril del año pasado celebraron una serie de conferencias de expertos rusos dedicadas a la aplicación no energética de la tecnología nuclear.

Además, el 19 de junio la UMSA firmó un convenio con la Universidad Nacional de Investigación Nuclear (MIFI), una de las más prestigiosas de Rusia, lo que marca un hito importante en el desarrollo del ámbito nuclear en Bolivia.

Según el rector de la UMSA, se ha generado un falso debate sobre los beneficios o perjuicios de la energía nuclear en el que "todo el mundo opina, sin contar con la información necesaria".

"Primero hay que informarse, primero hay que investigar, primero hay que saber exactamente, tener los elementos, los insumos necesarios, que luego le permitan dar una opinión autorizada", destacó.

El Centro de Investigación y Desarrollo de Tecnología Nuclear de Bolivia

"Actualmente están terminando los estudios preliminares de ingeniería en el área de la construcción del futuro Centro de Investigación y Desarrollo de Tecnología Nuclear de Bolivia" dijo Valéri Limarenko a Sputnik en el marco del ATOMEXPO.

El Centro, que pretende ser el más grande de la América del Sur, estará en El Alto, ciudad al oeste de Bolivia y cerca de La Paz. Se prevé que entre en funcionamiento en 2019.

Representantes de Rosatom durante la ceremonia con el presidente Evo Morales. Fuente: Dmitri ShústovRepresentantes de Rosatom durante la ceremonia con el presidente Evo Morales. Fuente: Dmitri Shústov

El objetivo principal del Centro consiste en aprovechar los múltiples beneficios de la tecnología nuclear con fines pacíficos. El Centro fomentará el desarrollo científico-tecnológico junto con la maximización de las capacidades agro-exportadoras. También permitirá a la sociedad boliviana el acceso a servicios de salud, concretamente al diagnóstico y tratamiento de patologías severas.

Contará con varios laboratorios e instalaciones, un centro de ciclotrón-radiofarmacia, una planta multipropósito de irradiación y un laboratorio de investigaciones nucleares y capacitación, según datos oficiales.

El 6 de marzo de 2016 los gobiernos de Bolivia y Rusia concertaron varios acuerdos para llevar a cabo el programa nuclear boliviano con la asistencia técnica de Rosatom.