‘Las mujeres rusas son fáciles’: Tinder, polémica y machismo durante el Mundial

Iliá Pítalev/Sputnik
Mucho talento ha llegado a Rusia con el Mundial, y no solo hablamos de los futbolistas. Los ‘exóticos’ hinchas extranjeros están ganándose los corazones de muchas, pero no todos están contentos, sobre todo entre los hombres rusos.

El Tinder está que arde en las ciudades sede del Mundial. “Es como una fiesta”, citaZima Magazine a Kristina (nombre ficticio). “Ahora mismo me estoy comunicando con un guapo australiano, con dos lindos argentinos, con un lindo mexicano... No se trata de sexo. Me comunico con algunos chicos sólo para divertirme y charlar”.

Pero mucha gente todavía usa esta aplicación de citas para pasar una noche con otra persona. Gazeta.ru cita a Julián, un colombiano de 30 años: “Todo el mundo sabe para qué es Tinder. Nadie se opone a pasar un tiempo en buena compañía sin tener sexo... pero conocí a cinco chicas y todas estaban dispuestas a ello”.

El proveedor de servicios de Internet, MTS, señaló que en junio el tráfico en Tinder se había multiplicado por 11, en comparación con los seis meses anteriores. El amor (y la lujuria) están en el aire durante el Mundial. Sin embargo, no todo el mundo está contento con esto.

Legisladores rusos y sexo

Tamara Pletniova, presidenta de la Comisión de Asuntos de la Familia, la Mujer y la Infancia de la Duma Estatal, fue noticia en los días previos al Mundial. Instó a las mujeres rusas a resistir la tentación de juguetear con los extranjeros. “¿Habrá chicas que se se citarán [con hombres] y quedarán embarazadas? Tal vez sí, tal vez no... eso espero”, declaró en la radio Govorit Moskvá (Habla Moscú).

“Debemos dar a luz a nuestros propios hijos. No soy nacionalista, pero aun así...”, continuó Pletniova, señalando que es mejor cuando las parejas sexuales son de la misma raza. Al mismo tiempo, dijo estar preocupada por si los hinchas tenían sexo con mujeres rusas, se fueran y dejaran atrás hijos con madres solteras. 

“No es asunto suyo”

Sin embargo, algunas personas creen que los políticos no tienen derecho a aprobar o desaprobar cualquier tipo de relaciones personales, incluidas las sexuales. “No hay diferencia con quién intentan prohibir que tengamos sexo: un vecino o un extranjero, una mujer o un hombre, antes, durante o después del Mundial. No es asunto de nadie”, escribió Ekaterina Trópova, columnista de Gazeta.ru.

El portavoz del presidente, Dmitri Peskov, manifestó una opinión similar y enfatizó que al Kremlin le es indiferente con quién se acuesta la gente. “En cuanto a las mujeres rusas. Juzgarán ellas mismas. Son las mejores del mundo”.

Hombres enfadados

No solo los políticos están interesados en las relaciones de las mujeres rusas con los extranjeros. Hay grupos en VKontakte (la red social rusa más popular) donde la gente publica fotos y vídeos de chicas que, según ellos, “deshonran a Rusia” con sus coqueteos. La administración de la red social borró algunos comentarios en el grupo más popular y advirtió que “el comportamiento ofensivo está prohibido”.

Las quejas no solo provienen de los usuarios de Internet. El diario Moskovski Komsomólets publicó una columna del escritor Platón Besedin: “Estamos orgullosos de que Rusia denuncie los estereotipos que hay sobre sí misma, pero hay uno que perdura durante la Copa del Mundo, que las mujeres rusas son fácilmente accesibles...”.

“Hemos criado una generación de zorras dispuestas a abrir sus piernas en cuanto oyen una lengua extranjera”, continúa Besedin, culpando de todo a la “obsesión por adorar a Occidente”. La columna provocó una ola de indignación pública.

Las mujeres contraatacan

Tampoco faltan artículos escritos por mujeres que critican a los hombres que se meten abiertamente con las mujeres. Cosmopolitan Russia publicó una columna sarcástica que reflejaba la opinión de Besedin. “Los hombres rusos que están enfadados no pueden entender que una mujer es también una persona que puede querer tener sexo con quien le plazca... Los hombres no consideran a la mujer un ser humano, y por eso no ven nada malo en insultar a la mitad de la nación en la prensa federal”, se afirma en la columna.

Algunos suponen que los hombres están celosos porque, en este momento, muchas rusas prefieren a los extranjeros. Marina, una mujer citada en un artículo de la revista Zima, afirma: “Es más fácil comunicarse con los extranjeros, son más extrovertidos. Les gusta charlar, pasear, coquetear y probablemente algo más, eso depende de cómo vaya. En una cita con los rusos a menudo me siento como si estuviera en un concurso de belleza”.

“¡Sí, los extranjeros son más guapos que los rusos! ¡Y más sanos, más limpios!”, escribió Anastasia Mirónova en Gazeta.ru, llegando incluso a llamar “subdesarrollados”, a todos los hombres rusos.

La gerente de proyectos, Natalia Sobolévskaia, lo resumió bastante bien en su cuenta de Twitter: “Dios mío, por supuesto que hay hombres normales en Rusia, ¡incluso algunos fenomenales! Y, atención: no están enojados, lo están haciendo bien de todos modos. No tienen que envidiar a nadie ni avergonzar a nadie”.

Las rusas te explican aquí cómo ligar con ellas.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lea más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies