¡Feliz Día del Trabajo, camaradas! 15 postales soviéticas que celebran mayo y la alegría primaveral

Realmente no hay mejor sensación que experimentar cómo el sol vence a las nubes después de un invierno largo y agotador. La gente en Rusia se apresura a disfrutar del calor vestida de primavera. El 1 de mayo es realmente un momento especial en el país.

Después de un invierno largo y riguroso, el sol por lo general sólo se convierte en un elemento habitual en mayo, y durante la era soviética el Día del Trabajo, el 1 de mayo, era una de las fiestas más esperadas del año.

La gente esperaba impaciente aquellos pocos días de vacaciones, cuando finalmente podían vestirse con ligeros abrigos de primavera y visitar sus dachas para tomar el sol o hacer una barbacoa.

“Me acuerdo de que cada 1 de mayo íbamos a la dacha y pasábamos todas las vacaciones preparando la casa para la temporada de verano, ventilando las habitaciones después del invierno, limpiando todo, incluso las alfombras y las sábanas”, recuerda el moscovita Andréi.

El Día del Trabajo también era considerado como una especie de sustitución de la Pascua, fiesta que todo el pueblo ruso amaba pero que no podía celebrar públicamente debido a la ideología no ortodoxa del estado.

Mucha gente que creció en la URSS admite que las celebraciones del 1 de mayo son uno de los recuerdos más hermosos de su infancia.

“Recuerdo perfectamente cómo mis padres me llevaban a las asambleas. Era muy divertido con toda aquella gente cantando... Nada que ver con las reuniones políticas ordinarias”, comentó Olga, de Moscú, a Russia Beyond.

Moscú en mayo, una canción amada por el pueblo soviético, se convirtió en el himno de aquella fiesta y epinicio no oficial de Moscú. Comienza con las palabras "La mañana está pintando con su tierna luz los muros del antiguo Kremlin. Toda la tierra soviética se despierta con el amanecer". Escuche la canción, con subtítulos en español, aquí.

Según el primer líder soviético Vladímir Lenin, "El 1 de mayo ellos [los trabajadores del mundo] celebran su despertar a la luz y al conocimiento, su asociación en una unión fraternal para la lucha contra toda opresión, contra toda tiranía, contra toda explotación, por un sistema socialista".

"Sorprendentemente, el Año Nuevo no era la fiesta principal para todos nosotros, pero lo era el 1 de mayo... Y lo más importante en nuestra vida de preguerra era estar lo más cerca posible de la Plaza Roja. Una vez, cuando tenía ocho años, incluso me las arreglé para subir al techo de los grandes almacenes GUM. Pero era demasiado pronto y la policía nos ordenó que nos fuéramos, así que no vimos el desfile", recuerda el director de cine soviético Rolán Bíkov en el libro Moscú: lugar de encuentro.

"Paz. Trabajo. Mayo" era uno de los lemas más populares de la fiesta. El 1 de mayo nadie trabajaba, pero antes de la fiesta la gente preparaba las ciudades para la fiesta y organizaba subbotniks, limpieza urbana voluntaria, en los que se recogía hojas caídas y basura.

Una de las cosas más populares para hacer, más allá de los desfilea, era el llamado “maióvka”, o picnic en el bosque, en el que la gente se empapaba del agradable clima.

¿Quieres saber por qué Rusia es tan grande? Pincha aquí.

Haz click aquí si quieres suscribirte a nuestros boletines semanales.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies