El regalo perfecto para mamá

Lori/Legion Media
Los pañuelos de Oremburgo tienen una larga tradición. Es uno de los símbolos de Rusia, y son tan prácticos como elegantes.

1. Fue en el siglo XVIII cuando las mujeres empezaron a usar las mujeres estos pañuelos. Los cosacos de los Urales, que sabían tejer y coser con gran destreza, empezaron a tejer con lana pañuelos de malla, razón por lo que empezaron a llamarlos “telaraña”. Esta artesanía y los pañuelos de Orenburgo aparecieron casi en el mismo momento.

2. Lo que era un pequeño trabajo hecho a mano pasó a convertirse en artesanía gracias al ingenio de los científicos. El etnógrafo Piotr Richkov descubrió las propiedades curativas de la lana. Y fue él quién, en 1766, propuso crear un taller de tejido de lana en la región.

3. La presentación internacional del pañuelo de Oremburgo tuvo lugar a mediados del siglo XIX en París. Por su parte, en la Exposición Internacional celebrada en Londres en 1862 la cosaca María Uskova recibió la medalla de oro por un chal hecho de lana de cabra.

4. El secreto fundamental del pañuelo de Oremburgo reside en su lana. Es la más fina del mundo: 16 micras, cuando la lana de las famosas cabras de angora es de 22-24 micras. Pastan en las estepas de los Urales y ese es el secreto para que sea tan fina.

5. El intento de llevar la cabrade Oremburgo a Francia, Sudamérica y Australia en el s.XIX no tuvo éxito. Estos nativos artiodáctiles del Volga añoraban las inclemencias del tiempo perdieron las cualidades que las hacían únicas.

6. La lana de las cabras de Oremburgo se exportó de manera abundante durante la época del  Imperio ruso. Francia compró decenas de miles de puds (equivalentes a 16 kg aprox.). En Inglaterra todavía fueron más lejos y tejieron pañuelos que decían “imitación de los pañuelos de Oremburgo”.

7. Durante la época soviética los pañuelos de Oremburgo eran considerados piezas de museo. Era casi imposible comprar pañuelos hechos a mano. Hasta 1985 hubo un registro estatal de tejedoras de lana, que básicamente trabajaban para la exportación.

8. El pañuelo más grande mide 3,6 x 3,6 m y se fabricó en 2013 en la fábrica de Oremburgo. Se utilizaron 13,5 km de lana tejida. El anterior récord se mantuvo durante casi 90 años. El regente Iermolái Fiódorov, de la aldea de Zheltoie, tejió a mano un pañuelo con mil puntos.

9. Muchasfamosas que han visitado Rusia poseen un pañuelo de Oremburgo: Montserrat Caballé, Annie Girardot, Madonna, Fergie y Sun Yang, entre otras.

10. El pañuelo “pasa a través de un anillo de bodas y cabe dentro de un huevo de oca”. Esta prueba hace referencia a la famosa telaraña. Aunque no es una prueba que se pueda aplicar a todos, existen otros chales de Oremburgo que abrigan más y son más pesados que no pueden hacer pasar a través de un anillo.

¿Quiere recibir la información más destacada sobre Rusia en su correo electrónico? Pinche en  y reciba cada viernes el material más interesante.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies