Así es el nuevo vehículo de combate de infantería ruso, fabricado para la exportación

Vitaly V. Kuzmin/vitalykuzmin.net
Será capaz de destruir objetivos ligeramente blindados, situados a 4 km y de dejar fuera de combate tanques a 8 km.

A principios de octubre, la empresa rusa Uralvagonzavod dio a conocer la última novedad de su flota de vehículos industriales: el BMP-3M Manul.

El vehículo es una profunda modernización de la tercera serie de vehículos de combate de infantería (BMP-3M), que entró en servicio en el ejército ruso en 2020.

“Entre las innovaciones hay una rampa para desembarcar por la parte trasera, una protección lateral mejorada y un nuevo motor turbo de 666 CV”, explica a Russia Beyond del profesor Vadim Koziulin de la Academia de Ciencias Militares.

Según sus palabras, la mejora clave respecto a la BMP-3 es el sistema de control de fuego, que permite al ordenador de a bordo identificar y capturar automáticamente los objetivos en la pantalla, y abrir fuego a una distancia de hasta 4 km.

El arma principal del Manul es un cañón automático 2A42 de 30 mm con una capacidad de 500 balas y un alcance de 4 km. En el momento del impacto, la munición puede perforar vehículos ligeramente blindados e incluso derribar tanques con blindaje de última generación.

El Manul también cuenta con un cañón doble con una ametralladora PKT de 7,62x54 mm de calibre para 2.000 disparos.

“El sistema de control de fuego del Manul puede localizar objetivos camuflados en diferentes rangos espectrales en modo pasivo y activo. La computadora captura fácilmente el objeto y dispara automáticamente en la dirección del movimiento del objetivo tras recibir la orden del comandante del vehículo. La máquina también puede ser controlada a distancia”, añadió Koziulin.

Por otro lado, tiene capacidad para transportar misiles guiados antitanque Kornet con un alcance de hasta 8 km, que pueden traspasar 14 cm de un blindaje de tanque homogéneo.

Según Koiyulin, el Kornet es uno de los sistemas de misiles antitanque más potentes del mundo actualmente.

“El Manul competirá con el M2 Bradley estadounidense en el mercado internacional. Nuestro vehículo tiene mejor armamento, ya que el estadounidense está equipado con un cañón automático de 25 mm y un cañón antitanque TOW, obsoleto. En cuanto al nivel de protección, son comparables: ambos pueden soportar proyectiles de 25 y 30 mm en la parte delantera y el golpe lateral de una granada autopropulsada”, señaló el experto.

Como explicó, el Bradley con un kit de cuerpo entero que incluye una armadura dinámica pesa unas 30 toneladas, lo que es mucho más que el Manul. Además, el vehículo estadounidense puede transportar seis paracaidistas, mientras que el ruso puede llevar hasta diez.

“El Manul tiene unas buenas perspectivas de exportación. Cuando la guerra contra el coronavirus termine y los mercados vuelvan a la normalidad, veremos quién está interesado. Los primeros en la fila serán los países de América Latina, África y el sudeste asiático”, concluyó Koziulin.

LEE MÁS: Tablet para el campo de batalla, el nuevo 'juguete' de la infantería de Rusia

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies