Mira como el aterrador ekranoplano 'Lun' es mecido suavemente por las olas (Video)

El servicio de prensa de la administración municipal de Derbent

Gracias a su concepción revolucionaria, los estadounidenses llamaron a esta arma el "monstruo del Caspio". Con sus dimensiones de 75 metros de longitud y 20 metros de altura, el ekranoplano ‘Lun’ era capaz de desarrollar una velocidad de hasta 500 km/h en la superficie del agua.

En una incursión, esta bestia de metal era capaz de lanzar hasta seis misiles supersónicos Moskit de vuelo y equipados con ojivas perforantes.

Durante la Guerra Fría, el mando de las Fuerzas Armadas de la URSS buscó activamente una forma de oponerse a la flota estadounidense de portaaviones, que estaba ganando cada vez más dominio sobre los mares y océanos del mundo. Una de estas soluciones se refleja en el desarrollo y construcción del ekranoplano portamisiles de ataque porta-cohetes ‘Lun’ (en ruso “gavilán”), una especie de híbrido de barco y avión. Gracias a su concepción revolucionaria y características técnico-tácticas, los estadounidenses llamaron a esta arma "el monstruo del Caspio". Su primer prototipo vio la luz el 16 de julio de 1986.

Este aparato realizó su primera singladura hace 35 años. Fue producido por la oficina de diseño aeronáutico KB Rostislav Alexeiev. Las dimensiones de este aparato de “efecto suelo” son realmente impresionantes. Durante sus pruebas, el servicio de inteligencia estadounidense se interesó especialmente en ‘Lun’. Para ello, se activaron todos los satélites de reconocimiento disponibles, y el misterioso objeto recibió el nombre de "monstruo del Caspio". Cinco años después de su primer viaje, el portador de cohetes de pantalla gigante ‘Lun’ fue trasladado a unidades operativas con el fin de iniciar la fase de combate experimental.

La principal ventaja táctica en la explotación de este concepto estaba en el hecho de que ‘Lun’ podía acercarse sigilosamente a los barcos enemigos de manera imperceptible. El bajo perfil de vuelo, prácticamente flotando sobre el agua, aseguraba que este ingenio permaneciera en gran parte “bajo el radar” y que, gracias a su velocidad, se acercara lo más posible al objetivo enemigo o grupo de objetivos enemigos. Con tanques de combustible adicionales, el “monstruo del Caspio” podría “flotar” durante casi 4.000 kilómetros. No se veía afectado por las complejas condiciones meteorológicas. Se podría utilizar en condiciones de tormenta marina y olas altas. En un ataque era capaz de lanzar seis misiles supersónicos anti-buque Moskit, de vuelo rasante, que están equipados con ojivas perforantes y destructoras de 300 kg de peso, capaces de destruir grandes buques como portaaviones.

Desafortunadamente, el proyecto ‘Lun’ no acabó bien. El colapso de la URSS llevó este proyecto, al menos por ahora, a ser parte del pasado histórico. Actualmente, los científicos rusos han dado preferencia al desarrollo de misiles supersónicos aire-mar y tierra-mar de largo alcance. Se espera pronto la adopción del cohete hipersónico ‘Zircón’, por lo que las posibilidades de reactivar este proyecto son bastante pequeñas.

“Las increíbles dimensiones y las características técnicas de vuelo de esta nave han creado una leyenda que da testimonio de su modernidad. El ‘Lun’ se convertirá sin duda en la figura central del futuro parque militar ‘Patriot ‘, que será visitado en masa por ciudadanos de toda Rusia, estudiantes con sus profesores, la organización “UnArmii” y numerosos movimientos y asociaciones juveniles” señaló el gobernador del condado de Derbent Jizri Abakarov.

LEE MÁS: Ekranoplanos: las armas secretas de la URSS adquieren una nueva vida

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies