Vacuna del Covid-19, universidad rusa completa con éxito pruebas clínicas

Getty Images
Los voluntarios que participaron en las pruebas para determinar la seguridad de la vacuna no sufrieron ningún efecto secundario, según la institución.

La segunda fase del ensayo se centrará en la eficacia de la vacuna y durará hasta el 28 de julio, dijo el centro.

La Primera Universidad Médica de Moscú (también conocida como la Universidad Sechenov) ha completado las pruebas clínicas de una vacuna contra el Covid-19. El anuncio se hizo el pasado 12 de julio por Vadim Tarassov, director del Instituto de Medicina de Transición y Biotecnología de la universidad. El propósito de estas pruebas era verificar la seguridad del nuevo fármaco.

La vacuna propiamente dicha fue inventada por el Centro Nacional de Investigación en Epidemiología y Microbiología Gamaleya, conjuntamente con el Ministerio de Defensa de Rusia. Ahora comienza la segunda fase, destinada a determinar la eficacia de la vacuna, tal y como explicó Alexánder Ginzburg, director del Centro Gamaleya, a RIA Novosti. Este periodo se extenderá hasta el 28 de julio. Después comenzará el proceso de registro.

También explicó que se estaban llevando a cabo negociaciones con el sector privado para que la producción pudiera comenzar en septiembre. El centro espera que la vacunación sea gratuita y que la realicen los establecimientos médicos del país. Es probable que, inicialmente, la vacuna no se comercialice en las farmacias.

Progreso de los ensayos clínicos

La vacuna fue probada en 38 voluntarios. Las pruebas comenzaron el pasado 18 de junio. Los científicos se aseguraron primero de que ninguno de los voluntarios estuviera infectado y hubiera desarrollado anticuerpos contra el coronavirus. Una vez que los resultados fueron negativos, los candidatos fueron aislados por un período de dos semanas.

Los candidatos se dividieron en dos grupos: uno recibió una dosis única de la nueva vacuna y el otro recibió una dosis doble.

Los científicos dicen que algunos voluntarios tuvieron fiebre alta durante los primeros días después de la vacunación. Más allá de esa reacción, todos estaban sanos, se sentían bien, y por lo tanto la vacuna era segura, dicen los investigadores.

“Las pruebas fueron exitosas. Confirmaron que la vacuna era segura. Es consistente con la seguridad de las vacunas en el mercado. Esta fase fue un éxito”, dice Alexánder Lukachev, director del Instituto de Parasitología Médica y Enfermedades Tropicales y Transmitidas por Vectores, que forma parte de la Primera Universidad de Medicina.

También explicó que los voluntarios que recibieran una sola dosis de la nueva vacuna serían dados de alta del hospital el 15 de julio y el segundo grupo cinco días después, el 20 de julio.

Los científicos también informaron de que el aislamiento había afectado al estado psicológico de los voluntarios, lo que provocó conflictos y estrés emocional. Los psicólogos tuvieron que intervenir para aliviar la presión.

Russia Beyond se ha puesto en contacto con la Universidad pero esta no ha hecho ningún comentario.

LEE MÁS: Los países de América Latina serán los primeros en recibir el medicamento ruso contra el coronavirus 

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies