Por qué en EE UU temen al modernizado bombardero ruso Tu-22M3M

Vitaly V. Kuzmin
Hace 50 años, el 30 de agosto de 1969, el bombardero supersónico soviético Tu-22M realizó su primer vuelo. Este avión no solo sigue en servicio sino que recibe nuevas modificaciones.

La agencia rusa RIA Novosti hace un repaso del desarrollo del bombardero supersónico estratégico ruso Tu-22M que despegó por primera vez hace 50 años. El avión de combate apodado Backfire por la OTAN seguirá en servicio por lo menos hasta 2030, y ya cuenta con varias modificaciones.

La versión más moderna de este aparato es el Tu-22M3, que fue desarrollado en la década de los 70 y entró en servicio en 1989. Este bombardero incluye en su arsenal los misiles X-15, X-22, bombas aéreas y además cuenta con una cañón ametrallador para garantizar su autodefensa. 

Aun así el Ministerio de Defensa de Rusia continúa modernizando este bombardero y ya ha creado la versión Tu-22M3M. De hecho, 3o bombarderos modernizados, Tu-22M3M entrarán en servicio para 2020. Este avión de combate podrá usar el nuevo misil “aire-tierra” X-32, aparte de misiles hipersónicos X-47M2 Kinzhal.

De hecho, el medio estadounidense Popular Mechanics subraya que esta combinación de misiles permitirá a las Fuerzas Aeroespaciales rusas atacar desde distancias lejanas sin entrar en la zona de cobertura de los sistemas de defensa antiaérea del enemigo. Es decir, si sumamos la distancia de vuelo del Tu-22M3M (5.500 km) y la longitud del vuelo de Kinzhal (1.900 km) vemos que el bombardero podrán eliminar objetivos a una distancia de 7.400 km del el aeródromo en el que se encuentre.   

El Tu-22M3M fue presentado por primera vez al público el 16 de agosto de 2018 y el 28 de diciembre del año pasado realizó su vuelo inaugural, que duró 37 minutos a una altura de 1.500 metros. 

¿Quieres ver el nuevo bombardero estratégico Tu-22M3M por dentro? Mira este vídeo.

La ley de derechos de autor de la Federación de Rusia prohíbe estrictamente copiar completa o parcialmente los materiales de Russia Beyond sin haber obtenido previamente permiso por escrito y sin incluir el link al texto original.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.
Lee más

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies