¿Batalla de selfies con Trump? Nueva app rusa permite jugar con divertidas pegatinas de políticos

Selfie Battle
Una empresa con sede en Moscú ha lanzado una aplicación en Estados Unidos que permite a los adictos a los selfies el competir con amigos y desconocidos en  “batallas de selfies” en tiempo real. Los usuarios pueden también agregar emoticones y pegatinas divertidas con personajes como Donald Trump, Vladímir Putin y el líder norcoreano, Kim Jong-un.

No todo es poner sonrisas forzadas y “caras de pato”. “Batallas de selfie”, una aplicación rusa que se lanzó este otoño en Estados Unidos, lleva los selfies a otro nivel. El usuario sube un selfie en tiempo real y luego la aplicación compara su imagen con cuatro selfies (seleccionados al azar) de otros competidores y dispone de 40 segundos para calificar las imágenes, de mejor a peor.

“No puedes subir una imagen vieja desde tu teléfono", dice el empresario y cofundador de las “Batallas de selfie” que reside en Moscú, Andréi Gunin. “No se permite usar Photoshop ni retocar el rostro. Ves a las personas tal y como son”.

Cuando la aplicación ya ha conquistado el mercado en Rusia, principalmente gracias al apoyo de algunas celebridades, los creadores de la aplicación decidieron probar suerte en el mercado de EE UU y ver qué ocurre cuando los estadounidenses combaten con los rusos. Sin embrago, el objetivo final de la empresa es expandirse en el mercado global y ayudar a personas de diferentes países a conocerse.

Tinder, Facebook, Instagram y juegos en una aplicación

Casi todos los selfies que la gente sube a las redes sociales tienen una historia detrás: "Mírame, estoy en la playa", o "Estoy viajando a los países exóticos".

"En las “Batallas de selfie” nos libramos del rasgo narcisista", comenta el cofundador de las “Batallas de selfie” y fotógrafo de celebridades, Daniil Velichko. "Nuestra aplicación redefine el concepto de selfie, convirtiéndolo en pura competencia o juego".

Los creadores de esta app creen que reúne las funciones de Instagram, Facebook, Tinder y Snapchat, así como las de juegos online.

Por ejemplo, la aplicación ofrece citas románticas y las demás ventajas de las redes sociales. Los usuarios pueden seguir a otros, iniciar una conversación dejando un comentario y organizar una batalla de selfies con amigos.

La aplicación está disponible en iOS para la versión de Android que saldrá el próximo año.

Pero, ¿qué tiene que ver Donald Trump con todo esto?

Según Velichko, para la mayoría de las personas, la "Batallas de selfie" es una forma de matar el tiempo: la gente juega en el autobús, en metro o en coche, cuando hay muchos atascos en la carretera, así como en restaurantes o salones de belleza. "Nuestros usuarios son muy creativos, y siempre están buscando nuevas posturas e imágenes de fondo para sus selfies, por eso decidimos agregar emoticones y pegatinas para que el juego sea aun más entretenido".

Una de las mejores ventajas interactivas de la aplicación es la posibilidad de agregar emoticones y pegatinas en los selfies de otras personas, incluso a las que no se conoce. Por otro lado, los desarrolladores permiten a los usuarios eliminar sus fotos si no les gustan los emoticones o las pegatinas que les han puesto otros usuarios.

"Al principio nos preocupaba el hecho de que la gente borrase mucho contenido, pero esto nunca sucedió", dice Velichko. "Si a un usuario no le gusta un emoticón que alguien añadió a su foto, simplemente pone otra imagen en la parte de arriba para tapar la anterior”.

“Una de las pegatinas más populares es la de Donald Trump. Los usuarios rusos normalmente la ponen junto con la de Putin, para crear un efecto cómico. Muy a menudo hacen montajes de Trump enfrentándose al líder norcoreano, Kim Jong-un. "No tiene nada que ver con la política", afirma Velichko. "Simplemente es divertido".

Lea más