Argentinos en Moscú se reúnen para apoyar a la albiceleste

Fuente: archivo personal

Fuente: archivo personal

A pesar de estar a miles de kilómetros, los argentinos que viven en Moscú no se pierden los partidos del Campeonato del Mundo.

Es el acontecimiento del año. Más de 1.000 millones de personas verán la final del domingo, la tercera vez que Argentina y Alemania se enfrenten por conseguir llegar a lo más alto del fútbol mundial.

Se repite hasta la saciedad que es un juego global, que es el más internacional de todos los deportes. Y también que este juego va más allá del propio juego. La tragedia vivida recientemente en Brasil nos ha recordado que es así.

Y bien, en este mundo globalizado nos preguntamos cómo vivirán los argentinos que hay en Rusia la primera final en un Campeonato del Mundo de Messi. Muchos han vuelto a su casa porque en la Federación ahora es verano. Pero en Moscú es posible encontrar a un grupo de unos 20 argentinos que se reúne, prácticamente desde que comenzó el torneo, en el Tribeca Bar, a orillas del río Moscova.  “Nos reunimos aquí porque nos da buena suerte”, comenta Matías Lapuschin, colaborador de RBTH y que llegó a Moscú hace dos meses. “El lugar se ha convertido en una especie de bunker argentino en el corazón de la capital rusa”, continúa.

Fuente: archivo personal

Debido a la diferencia horaria disfrutan por la noche de los goles de Messi, del orden táctico de Mascherano o de los rápidos regates de “el Fideo” . La final dará comienzo a las 11 de la noche y puede llegar a prolongarse hasta cerca de las 2. En realidad, poco importa que al día siguiente sea lunes y haya que trabajar.

El grupo reúne a personas diversas. Hay periodistas como  Agustín Fontenla, preparadores físicos, chefs como Sebastián Alberto Ojeda, del restaurante El Gaucho, solteros y casados. Todos se juntan para apoyar a la albiceleste. Como se podrán imaginar 20 hombres argentinos en esta situación no son un ejemplo de silencio y mesura. Gritan, cantan y se arman unos líos tremendos. “Los mozos ya nos conocen y para ellos es una especie de divertimento extra. Uno de ellos celebró la tanda de penales con nosotros”, comenta Matías.

Alemania mostró un gran nivel en semifinales, pero Argentina ha ido ganando solidez y es difícil pronosticar un resultado. Lo que está claro es que en el Tribeca Bar y en otros muchos lugares de Rusia, las gargantas apoyarán con pasión a los once chicos que tratan de llevar de nuevo la copa hasta el Río de la Plata.

Lea más: Memes rusos sobre la victoria alemana contra Brasil>>>