Discurso anual de Putin ante la Duma y el Consejo de la Federación

kremlin.ru
El presidente de Rusia, Vladímir Putin, se dirige con su mensaje anual a las dos Cámaras de la Asamblea Federal, la Duma Estatal y el Consejo de la Federación.

El presidente ruso dirige un mensaje anual ante los miembros de las dos cámaras legislativas del país, tal y como establece la Constitución. En el acto solemne que se celebra en el Kremlin se hace balance de la situación del país y además se trazan las principales líneas de la política interior y exterior a corto y medio plazo. Junto a los miembros de la Cámara Alta y Baja, entre los invitados al evento también se encuentran miembros del Gobierno, del Tribunal Supremo y del Constitucional, el fiscal general, líderes regionales, otros altos cargos y representantes de la prensa.

Seguiremos adelante juntos y así obtendremos éxitos.

El año pasado fue anunciada la amnistía de capitales que regresen a Rusia, pero los empresarios no tienen prisa en aprovecharla, eso quiere decir que el esquema ofrecido es complejo y carece de garantías suficientes. Pido que aplacen la amnistía durante seis meses.

Necesitamos recuperar la confianza entre los negocios y el Estado. La dinámica este año ha sido positiva, pero no podemos dejarlo ahí. Nos hemos esforzado en la creación de pequeñas y mediadas empresas. Aunque los empresarios todavía no ven el desarrollo de sus negocios. Pido a la comisión de la reforma administrativa que presenten propuestas concretas para limitar la organización doble de los organismos de control.

Solo cambiando la estructura de la economía podremos seguir hacia delante.

No podemos estar fuera de la dinámica mundial, hay cambios económicos y tecnológicos. Tenemos que ser fuertes en economía, en tecnología y ser competentes.

Aunque tenemos que saber que los precios del petróleoseguirán bajos durante un tiempo.

El año pasado nos enfrentamos a grandes desafíos económicos. Sé que la gente se pregunta qué hacemos para superar esto. Es una situación difícil, pero no crítica. Hay algunas buenas perspectivas.

Nosotros odemos crear empresas que vendan su producción electrónica en todo el mundo

El amor a la patria no debe cegarnos, pero el ruso debe conocer cuál es su valor. Para nosotros, lo primero en Rusia.

Nuestros socios suponen una tercera parte del flujo de comercio mundial

La modernización tecnología requiere implicar a las instituciones del desarrollo

Sabemos quiénes en Turquíase llenan los bolsillos con el crudo robado. Con este dinero los bárbaros asesinan a rusos, en Francia y otros lugares.

Mientras tanto el pueblo turco es trabajador y bondadoso. Tienen que saber que no los consideramos como a la autoridades.

Propongo confiscar las tierras que no se usan y venderlas en las subastas y venderlas a aquellos que quieren y pueden trabajar en ellas.

La lucha contra el nazismo se cobró millones de vidas. Ahora de nuevo nos enfrentamos ante una ideología bárbara. Hay que crear un frente unido que actúe bajo la ley internacional, bajo el mandato de la ONU.

La amenaza más grande para nosotros son los grupos terroristas en Siria. Nuestras fuerzas armadas luchan en Siria, sobre todo por Rusia.

“Es imposible que un solo país derrote al terrorismo”.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.