Cineasta español detenido en Nizhni Nóvgorod libra con una multa

 El reconocido cineasta español Fernando González Molina, detenido en la ciudad rusa de Nizhni Nóvgorod por violar las leyes migratorias, fue liberado tras firmar las declaraciones de violación administrativa y pagar la correspondiente multa, informó a Sputnik el abogado del realizador, Alexéi Vetoshkin.

"Se nos acercaron y con la excusa de la revisión de los documentos detectaron que la visa no correspondía a los propósitos de la visita a Rusia, Fernando González Molina tenía una visa de negocios pero vino a filmar un documental; explicamos que nos equivocamos con el propósito de la visa y al realizador le redactaron un protocolo administrativo, con una multa de 2.000 rublos (cerca de 30 euros)", declaró el abogado.

Según Vetoshkin, el cineasta y sus ayudantes fueron detenidos en el centro de la ciudad.

El abogado explicó que según los funcionarios del servicio migratorio, González Molina violó el artículo 18.8 sobre las reglas de entrada de ciudadanos extranjeros en Rusia.

Vetoshkin señaló que no conocía los pasos posteriores del realizador, ya que cuando se tomaban declaraciones y se pagaba la multa "ya eran las 2 de la madrugada y nos fuimos a nuestras respectivas casa".

Según informó a Sputnik la dirección regional del Ministerio del Interior de la ciudad, "el 21 de junio en Nizhni Nóvgorod fueron detenidos cuatro ciudadanos extranjeros a los cuales se les detectaron violaciones de la legislación migratoria.

Fernando González Molina es autor de filmes tales como Tres metros sobre el cielo, Palmeras en la nieve, El guardian invisible y otros.

Según el abogado, el realizador arribó a la ciudad con el fin de filmar un documental, sin especificar su contenido.

Algunos medios de prensa develaron que González Molina hacía un filme sobre una pareja gay residente en la ciudad cerrada de Sárov, ubicada en la región de Nizhni Nóvgorod. 

Cine de culto para entender el alma rusa