Rusia rechaza llamamiento de EEUU y Canadá a excluirle de los Juegos de Río

El ministro de Deportes de Rusia, Vitali Mutkó, rechazó hoy rotundamente el llamamiento de las agencias antidopaje de Estados Unidos y Canadá para excluir a todo el equipo ruso de los Juegos Olímpicos de Río.

"En realidad, todo esto es una farsa y resultado de las presiones políticas. Una comisión civil acusa a un Estado. ¿Cómo es eso posible? Esto ya es demasiado", dijo Mutkó a medios locales.

Mutkó se refería al informe sobre el presunto dopaje masivo del equipo ruso en los Juegos de Invierno de Sochi (2014) encargado por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) al abogado Richard McLaren y que será publicado mañana, lunes.

Y es que ese informe, cuyo contenido debería ser confidencial, es en lo que se basan los directores de la Agencia Estadounidense Antidopaje (USADA), Travis Tygart, y de la Canadiense (CCES), Paul Melia, en el borrador de una carta que dirigirán al presidente del COI, el alemán Thomas Bach, para pedir la exclusión de Rusia.

"¿Cómo pueden ellos saberlo hoy? Esto es un sacrilegio (...) No lo entiendo. Si el informe era el lunes ¿Qué ocurre? ¿Que allí alguien da instrucciones? Por supuesto, todo está arreglado. Está claro. La presión sobre el COI y las organizaciones internacionales", dijo Mutkó.

El ministro recordó que McLaren y la AMA le prometieron que la comisión sería independiente y que nadie se inmiscuiría, pero las acusaciones por adelantado de EEUU y Canadá "socavan cualquier confianza en el informe y en su objetividad".

"El informe es mañana y los norteamericanos ya dicen que somos culpables (...) Si hay que castigar a alguien, lo haremos. Acusar a un Estado es simplemente ridículo", destacó.

En mayo pasado el antiguo director del laboratorio antidopaje de Moscú, Grigori Ródchenkov, denunció en una entrevista con el diario "New York Times" una de las tramas de dopaje más intrincadas de la historia.

Según esas acusaciones, que fueron rechazadas categóricamente por Mutkó y el Kremlin, decenas de atletas rusos, incluidos al menos 15 medallistas, fueron dopados por las propias autoridades del país anfitrión durante los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi para encabezar el medallero.

En todo caso, el ministro descartó hoy que el informe contenga revelaciones "tan terribles" que puedan privar a todo el equipo olímpico ruso de participar en los Juegos Olímpicos

Mientras, según Tygart y Melia, las investigaciones de McLaren confirman "un patrón impactante de dopaje a largo plazo, sistemático y promovido por el Estado y una interferencia por parte de Rusia a los procedimientos antidopaje".

Según los firmantes, si hay deportistas rusos que demuestran su limpieza según sistemas antidopaje ajenos al de su país, podrían participar en los Juegos de Río "a criterio del COI" pero "solo con bandera neutral", nunca con la de Rusia.

Al parecer, la carta tiene "el apoyo formal" de las agencias antidopaje de Alemania, Japón, Nueva Zelanda, Dinamarca, Francia y Noruega, "entre otras".

La Federación Internacional de Natación (FINA) también manifestó hoy su preocupación por las que considera "prematuras llamadas" al veto olímpico a Rusia antes de la publicación del informe.

Y denunció una campaña, "encabezada por la Comisión de Atletas de la Agencia Mundial Antidopaje para formar una coalición global de algunas organizaciones del Movimiento Olímpico en apoyo de la suspensión total de Rusia".

Mientras, Alejandro Blanco, presidente del Comité Olímpico Español(COE), manifestó a Efe "sorpresa, incredulidad y decepción" ante la petición de las agencias antidopaje de Estados Unidos y Canadá, ya que ello supondría "sancionar a deportistas por su lugar de origen", aunque nunca hayan dado positivo.

 

Lea más

 

Rusia luchará por la victoria en 26 disciplinas pese a las bajas por dopaje >>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies