Rusia reconoce una crisis de consumo en el país

El consumo de algunos bienes ha caído en un 20 por ciento en Rusia en los últimos meses, mientras que los alimentos copan ya más de la mitad de la cesta de la compra de los rusos, reconoció hoy la viceprimera ministra del país, Olga Golodets.

"El consumo de algunos bienes ha caído en más de un 20 por ciento. Ha caído la venta al por menor y ha cambiado la estructura del consumo: en febrero, un 51 por ciento de la cesta de la compra fue para alimentos. Hace tiempos que no se daba esto", lamentó Golodets en una reunión gubernamental.

La viceprimera ministra también reconoció que dos millones de rusos cobran el salario mínimo, establecido por ley en tan sólo 7.500 rublos (100 euros), en un país donde los precios son comparables a Occidente.

"Nuestro trabajo está infravalorado. Tras concluir la educación secundaria, una persona cobra 7.500 rublos. Tenemos dos millones de personas en esta situación. Debemos corregir estas desviaciones, porque de lo contrario no podremos avanzar", advirtió.

El presidente ruso, Vladímir Putin, admitió recientemente el aumento del número de personas que se encuentran bajo el umbral de la pobreza, que ya ha superado los 19 de los 145 millones de habitantes del país, la mayor cifra en más de una década.

Según las estadísticas oficiales, el 13,4 % de los rusos vive bajo el umbral de la pobreza (10.000 rublos ó 125 euros mensuales), tres millones más que en 2014.

La economía rusa arrastra una grave recesión desde hace prácticamente tres años, provocada sobre todo por la caída de los precios del petróleo y las sanciones de Occidente por el papel de Moscú en la crisis de Ucrania.

La caída interanual del producto interior bruto (PIB) de Rusia se ha acelerado en marzo pasado hasta el 1,8 por ciento desde el 0 por ciento registrado en febrero, según datos aportados hoy por el Ministerio de Economía ruso.

Tras una caída del 3,9 por ciento el año pasado, el Gobierno ruso espera que la contracción del PIB se reduzca este año hasta el 0,2 por ciento, aunque todos los organismos internacionales son mucho más pesimistas.

Según el informe divulgado recientemente por el Banco Mundial (BM), la economía rusa se contraerá este año un 1,9 %.

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies