Rusia concluye cerca de 440 objetivos militares en Ártico

El viceministro de Defensa Dmitri Bulgákov aseguró hoy que esa cartera cerrará el año en curso con 437 objetivos de la infraestructura militar de Rusia concluidos en la zona del círculo polar Ártico.

En alusión a las obras edificadas en los archipiélagos de Nueva Zembla, Tierra de Francisco José, del Norte, las Islas de Nueva Siberia y Chukotka, aclaró el general que Moscú no militariza esa región.

Subrayó, sin embargo, que se prepara para responder a una amplia gama de amenazas potenciales que exigen una continua presencia castrense.

El estado eurasiático intensificó la exploración de sus zonas septentrionales respecto a la producción de hidrocarburos y con vista a la denominada ruta del Norte que se vislumbra como la más corta y rápida entre Europa y Asia en medio del acelerado deshielo provocado por el cambio climático.

De acuerdo con estimados, en los próximos años esa vía reducirá en un 23 por ciento los viajes entre el Lejano Oriente de Rusia y Tokio o Nueva York.

Simultáneamente, el Kremlin aprobó un conjunto de medidas de carácter castrense para defender sus intereses en los territorios permanentemente congelados, que atraen cada vez más los intereses de los países de la OTAN.

A mediados de 2015, se aprobó la versión actualizada de la Doctrina Naval de Rusia, la cual defiende los intereses nacionales y fortalece las posiciones del país como potencia marítima.

En relación con el Ártico, la actual redacción insta a disminuir amenazas a la seguridad nacional y fortalecer el liderazgo de Moscú en el desarrollo de esa zona.

Firmado por el presidente Vladimir Putin a fines de julio, el texto presta atención al transporte marítimo y fluvial, el funcionamiento de las tuberías submarinas estratégicas, así como a la política naval que se debe aplicar en el Ártico y la Antártida.

Dmitri Rogozin, viceprimer ministro a cargo del sector defensivo y de la industria estratégica, informó recientemente que a tenor de la Doctrina naval actualizada la flota rusa de rompehielos nucleares será revitalizada.

En tal sentido, precisó el vicetitular que se prevé construir tres navíos de este tipo en 2017, 2019 y 2020.

Moscú reclama en el Ártico una superficie en forma de triángulo de 1.2 millones de kilómetros cuadrados con límites en su línea costera norte, la frontera noruega al oeste y hasta el estrecho de Bering por el este.

En esta área, equivalente a la extensión de Alemania, Francia e Italia juntas, se estima que existen reservas de unos 100 mil millones de toneladas de petróleo y gas natural, es decir, entre el 25 y el 33 por ciento del volumen disponible hoy a escala global.

Se calcula, asimismo, en decenas de miles de toneladas la existencia de diamantes, níquel, oro y estaño, que Dinamarca, Noruega, y muy en especial Estados Unidos y Canadá, disputan a Rusia.

Lea más

Infografía de la presencia militar rusa en el Ártico >>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies