Irán modernizará reactor nuclear con ayuda de firmantes de acuerdo

El presidente Hassan Rouhani reveló hoy que Irán modernizará el reactor atómico de Arak en colaboración con dos de las seis potencias mundiales con las cuales firmó un acuerdo nuclear en julio, aunque evitó identificarlas.

Al hablar a representantes de compañías destacadas en conocimientos tecnológicos para la salud, el mandatario señaló también que la instalación nuclear de Fordow se convertirá en un centro para enriquecimiento de uranio y la realización de nuevas investigaciones con fines civiles.

Gracias al Plan de Acción Conjunta Global (PACG, nombre oficial del acuerdo suscrito el 14 de julio en Viena), ocurrió un rápido crecimiento en las investigaciones, desarrollo y nuevo conocimiento en el campo de la energía nuclear pacífica", remarcó Rouhani ante directivos de empresas.

La república islámica suscribió el pacto sobre su programa nuclear con el Grupo 5+1 (los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU más Alemania) y paralelamente avanzó en un entendimiento con el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA), con sede en la capital austríaca.

Rouhani evitó identificar las dos naciones que asistirán a su país en la modernización de Arak, pero fuentes diplomáticas en Teherán dieron por seguro que serán Rusia y China, los estados con los que Irán mantuvo mejor afinidad durante todo el prolongado proceso de negociaciones.

Entretanto, el vocero de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Behrouz Kamalvandi, señaló desde Viena que su país está revisando la cooperación nuclear con algunas naciones interesadas en hacerlo, pero subrayó que los detalles sobre la instalación militar de Parchin son confidenciales.

Preguntado por periodistas de la agencia oficial IRNA sobre declaraciones del jefe de la firma rusa Rosatom, Sergei Kirienko, de que Moscú cooperará en Fordow, Kamalvandi se limitó a confirmar que ambos gobiernos mantuvieron buenas conversaciones sobre el tema, basados en el espíritu del PACG.

Indicó, además, que el jefe de la OEAI, Alí Akbar Salehi, negoció con Kirienko el financiamiento de una parte del proyecto de nuevas unidades en la planta nuclear de Bushehr, edificada en el sur de Irán con tecnología y asistencia de Rusia.

Sin embargo, enfatizó en que la cooperación entre el OIEA e Irán es confidencial y no serán revelados pormenores de posibles conversaciones sobre la planta de Parchin durante la visita que el director general de la agencia especializada de la ONU, Yukiya Amano, realizará a Teherán próximamente.

Durante su participación en la actual conferencia general del OIEA en Viena, que concluirá el próximo día 18, Salehi anunció que Amano y una comitiva de expertos de esa entidad viajarán al país para realizar visitas a instalaciones y revisar la marcha de compromisos bilaterales.

Lea más: Moscú ayudará a Teherán a cumplir con el nuevo acuerdo nuclear>>>

Publicado originalmente en Prensa Latina

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.