OTAN aumenta presencia en este europeo bajo pretexto de amenaza rusa

La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) anunció hoy un incremento de sus tropas en Europa del este y del número de integrantes de sus Fuerzas de Respuesta Rápida (NRF), al pretextar una supuesta amenaza rusa.

La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) anunció hoy un incremento de sus tropas en Europa del este y del número de integrantes de sus Fuerzas de Respuesta Rápida (NRF), al pretextar una supuesta amenaza rusa.

Una reunión de ministros de Defensa de los 29 miembros de la alianza atlántica en esta capital acordó elevar de 13 mil a entre 30 y 40 mil los soldados integrantes de las NRF, la llamada punta de lanza, la cual debe desplegarse en menos de una semana.

Washington, con 65 mil soldados desplegados en Euroa, se comprometió a aportar a las NRF helicópteros, equipos para la vigilancia del espacio aéreo, aviones cisternas y fuerzas especiales.

El secretario general de la OTAN, el noruego Jens Stoltenberg, indicó que se designó al general estadounidense Philip Breedlove como comandante supremo de ese bloque en Europa, encargado de dirigir la NRF.

Stoltenberg consideró posible analizar la petición de las tres repúblicas exsoviéticas con costas en el Mar Báltico para situar una brigada adicional en esas naciones, aunque aclaró que la alianza atlántica ya aumentó considerablemente su presencia en esa zona.

Los estados del Báltico desataron una fuerte campaña mediática con el fin de presentar a Rusia como una amenaza para la región por su posición en la crisis en Ucrania, donde en febrero de 2014 fuerzas de ultraderecha perpetraron un golpe de estado con apoyo neofascista.

Moscú rechazó el gobierno golpista, apoyó la soberanía de Crimea y su regreso al seno de la Federación de Rusia, así como la causa de la población sublevada en el sureste ucraniano.

El funcionario noruego anunció la creación de un sexto fondo fiduciario para Ucrania con el anunciado propósito de organizar desminados y efectuar otras gestiones vinculadas con explosivos.

La alianza atlántica también creó otros cinco fondos sobre ciberguerra, logística, mando y control, emergencias civiles y gestión de desastres, aunque expertos consideran que la mayor cantidad del dinero se destinó para rearmar al ejército ucraniano.

Con el pretexto de enfrentar la presunta amenaza rusa, solo en este mes, unos 14 mil militares de la OTAN participaron en diversas maniobras en Europa del este.

Ello ocurre en medio de las advertencias del Kremlin de que el despliegue de equipos y tropas de la alianza atlántica cerca de sus fronteras pone en peligro su seguridad nacional y capacidad disuasiva nuclear.

Lea más: Los 40 misiles nucleares que asustan a EE UU y la OTAN>>>

Publicado originalmente en Prensa Latina

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies