Ministro de Asuntos Exteriores alemán subraya importancia de recordar con Rusia fin de II Guerra Mundial

Frank-Walter Steinmeier subrayó hoy la importancia de conmemorar con Rusia el final de la II Guerra Mundial a pesar de las actuales tensiones en torno a Ucrania, poco antes de viajar a la ciudad rusa de Volgogrado (antigua Stalingrado)

Frank-Walter Steinmeier subrayó hoy la importancia de conmemorar con Rusia el final de la II Guerra Mundial a pesar de las actuales tensiones en torno a Ucrania, poco antes de viajar a la ciudad rusa de Volgogrado (antigua Stalingrado).

"Para mí es importante recordar en Rusia y junto con mi homólogo ruso (Serguéi Lavrov) los horrores de la II Guerra Mundial, a pesar y precisamente por nuestra difícil relación con Moscú a causa de la crisis en Ucrania", subrayó el jefe de la diplomacia alemana en un comunicado.

Steinmeier abogo por resaltar en estos días lo que une a los dos países, y no lo que los separa.

En su opinión, Volgogrado, escenario de una de las batallas más sangrientas de la II Guerra Mundial, es para ello "el lugar adecuado".

"Los alemanes y los rusos recordamos juntos en la antigua Stalingrado a las víctimas de una horrible guerra, en un lugar que simboliza como ningún otro la amarga y decidida batalla contra la Alemania nazi y un horrible enfrentamiento inimaginable hoy para nosotros", señaló.

El jefe de la diplomacia germana subrayó "el poder de la reconciliación" y la oportunidad de superar, "ante la tumba de decenas de miles" de personas, la antigua imagen del enemigo y de cooperar para vencer las diferencias.

Durante su viaje a Volgogrado, Steinmeier y Lavrov visitarán juntos, entre otros lugares, un cementerio para soldados alemanes y rusos.

Por la tarde, ambos ministros inaugurarán un concierto germano-ruso para la paz con la participación de la Orquesta Sinfónica de Osnabrück y la de Volgogrado.

Las tensiones con Rusia en torno al conflicto en Ucrania ensombrecen los actos conjuntos en recuerdo de la victoria sobre la Alemania nazi con las ausencias notables de muchos jefes de Estados y de Gobierno europeos, así como del presidente estadounidense, Barack Obama, en las celebraciones el 9 de mayo en Moscú.

Aún así, la canciller alemana, Angela Merkel, realizará el día 10 junto al presidente ruso, Vladímir Putin, una ofrenda floral ante el monumento al soldado desconocido, junto a las murallas del Kremlin.

También el presidente alemán, Joachim Gauck, rindió homenaje ayer a los millones de soldados soviéticos caídos en la II Guerra Mundial, fuera en el frente o como presos de guerra del nazismo, al tiempo que recordó el papel fundamental del Ejército Rojo en la derrota del Tercer Reich.

Lea más:  Un recorrido por las calles que evocan la Segunda Guerra Mundial>>>

En manos de Serguéi Larenkov, piloto de la Armada Soviética, la cámara se convierte en una máquina del tiempo. Durante seis años, Larenkov ha dedicado su tiempo libre a montar collages fotográficos, creando composiciones con imágenes de archivo del periodo bélico tomadas en ciudades rusas y europeas, que mezcla con fotografías actuales de los mismos emplazamientos.

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.