Ortega pide al Congreso que autorice satélites rusos para uso no militar

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, pidió con carácter urgente a la Asamblea Nacional (Parlamento) autorizar un acuerdo de cooperación con Rusia sobre la exploración y utilización del espacio ultraterrestre para uso no militar, informó hoy una fuente legislativa.

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, pidió con carácter urgente a la Asamblea Nacional (Parlamento) autorizar un acuerdo de cooperación con Rusia sobre la exploración y utilización del espacio ultraterrestre para uso no militar, informó hoy una fuente legislativa.

"El presidente (Ortega) envió a la Asamblea (Legislativa) un convenio firmado por Nicaragua y Rusia para el aprovechamiento de espacios no terrestres, es decir satelitales, para usos no militares", dijo el jefe del grupo parlamentario sandinista, Edwin Castro, a la estatal Radio Nicaragua.

Castro explicó que el uso de esos satélites rusos será para "apoyar el proceso de prevención del cambio climático y de desastres naturales", al igual, según dijo, como el acuerdo que Nicaragua tiene con Estados Unidos.

Rusia firmó en 2012 un acuerdo con Nicaragua para la instalación de estaciones para regular sus satélites GLONASS.

Según Castro, la Duma (Cámara de Diputados) de Rusia ratificó el acuerdo a comienzos de año y ahora falta la ratificación por parte del Parlamento nicaragüense.

"El Gobierno de la Federación de Rusia, por medio de la Agencia Federal Espacial, prestará asistencia a Nicaragua para lograr la implementación de los proyectos resultantes de la cooperación", señala la exposición de motivos de la iniciativa presidencial.

Nicaragua brindará colaboración a Rusia para la implementación y desarrollo de los planes y proyectos conjuntos, utilizando bases experimentales, científicas e industriales, según la iniciativa.

"El Gobierno de Nicaragua considera que es una prioridad el intercambio de información científica y técnica, recabar experiencias y datos experimentales la aprobación de los resultados de investigación y experimentación que generen los proyectos de esta cooperación", añade el documento.

Asimismo, considera una prioridad "la utilización de equipos en diversas áreas de la ciencia espacial y la explotación de tecnologías espaciales y su aplicación práctica, la actividad conjunta de navegación satelital, incluida la investigación astrofísica y los fines planetarios con fines pacíficos".

Los satélites GLONASS son el equivalente a los GPS de Estados Unidos (Sistema de Posicionamiento Global, por sus siglas en inglés).

Castro adelantó que una de las antenas rusas será instalada cerca de la laguna de Nejapa, al sur de Managua.

Desde que Daniel Ortega volvió a la Presidencia del país centroamericano en 2007, Nicaragua y Rusia han fortalecido sus relaciones en todos los campos.

Rusia, un antiguo aliado de Nicaragua que durante el primer régimen sandinista (1979-1990) dotó de armamento soviético a las Fuerzas Armadas nicaragüenses, también construirá en las afueras de Managua un centro de entrenamiento de lucha antidrogas, que preparará a agentes operativos para toda América Central.

Nicaragua es uno de los contados países, junto a Venezuela y los pequeños Estados insulares de Nauru y Tuvalu, que se han sumado a Rusia en el reconocimiento de la independencia de las regiones separatistas georgianas de Abjasia y Osetia del Sur. 

Lea más: Rusia busca nuevos amigos en América Latina>>>

Todos los derechos reservados por Rossíiskaia Gazeta.

Más historias fascinantes en la página de Facebook de Russia Beyond.

Esta página web utiliza cookies. Haz click aquí para más información.

Aceptar cookies