Rusia y Corea del Norte abren el Año de la Amistad antes de la visita de Kim

Rusia y Corea del Norte abrieron hoy el Año de la Amistad con el objetivo de llevar las relaciones entre los antiguos aliados comunistas "a un nuevo nivel"

Rusia y Corea del Norte abrieron hoy el Año de la Amistad con el objetivo de llevar las relaciones entre los antiguos aliados comunistas "a un nuevo nivel", en vísperas de la visita a Moscú del líder norcoreano, Kim Jong-un.

"Aprovecho la ocasión para respaldar una vez más el rumbo que marca el presidente ruso (Vladímir) Putin en el marco de la actual campaña antirrusa" en Occidente, dijo Ro Tu-chol, viceprimer ministro norcoreano, tras la ceremonia oficial celebrada en Moscú.

Ro, quien tachó de "injustificadas" las sanciones económicas occidentales y vinculó la política de Putin con "la defensa de los intereses nacionales", subrayó que ambos países se han comprometido a impulsar este año la cooperación política, económica y cultural.

Ambas partes, que han aumentado este año los intercambios comerciales en rublos, firmaron hoy un memorándum de cooperación entre sus respectivos bancos centrales y celebrarán el 27 de abril una nueva sesión de la comisión intergubernamental.

El viceprimer ministro y representante del Kremlin en el Lejano Oriente ruso, Yuri Trutnev, destacó como proyectos prioritarios el enlace del Transiberiano con la línea férrea coreana y el tránsito de energía y carbón.

Además, mencionó la modernización de la infraestructura de transporte norcoreana, la reconstrucción de la central hidroeléctrica de Pyongyang Este y el suministro de aviones Tu-204.

Uno de los proyectos más avanzados es crear un puente energético entre Rusia y la zona económica comercial de Rason con el fin de suministrar electricidad a Corea del Norte a partir de 2016.

Mientras, la compañía estatal Ferrocarriles de Rusia realizará en breve un segundo suministro de carbón a Corea del Sur, que aún estudia la viabilidad del proyecto, a través de territorio norcoreano.

Aunque el proyecto más ambicioso es el tendido de un gasoducto intercoreano que permitiría al gigante ruso Gazprom suministrar gas a Corea del Sur.

Según la prensa, Moscú y Pyongyang, que siempre ha criticado los ejercicios militares entre EEUU y Corea del Sur, preparan maniobras militares conjuntas para finales de año.

Durante los últimos meses varios altos cargos norcoreanos han visitado Moscú para preparar el viaje de Kim, quien llegará en mayo a la capital rusa en su primera visita al exterior desde que asumió el poder hace tres años tras la muerte de su padre, Kim Jong-il.

El líder comunista norcoreano ha aceptado la invitación para tomar parte el 9 de mayo en los festejos en Moscú con ocasión del 70 aniversario de la victoria sobre la Alemania nazi en la II Guerra Mundial, que incluirán una parada militar en la Plaza Roja.

Kim Jong-il nunca anunciaba sus visitas con antelación por motivos de seguridad y así ocurrió en la última que realizó a Rusia en tren blindado en 2011, unos meses antes de morir.

El abuelo del actual líder norcoreano, Kim Il-sung, contó con el apoyo del KGB soviético para fundar la República Democrática Popular de Corea del Norte en 1948. 

Lea más: Diplomático norcoreano propone que escolares rusos viajen a su país>>>

Un diplomático coreano de alto rango, en el Lejano Oriente ruso, ha propuesto que escolares de la zona pasen sus vacaciones en campamentos de Corea del Norte para fortalecer las relaciones entre los dos países

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.