Poroshenko: este ha sido el año más duro para Ucrania y Europa desde 1945

El presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, catalogó el año 2014 como el más duro para Ucrania, Europa y el mundo, desde el punto de vista de la seguridad, desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, en 1945.

El presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, catalogó el año 2014 como el más duro para Ucrania, Europa y el mundo, desde el punto de vista de la seguridad, desde el fin de la Segunda Guerra Mundial, en 1945.

"Fue destruido el sistema de seguridad de la posguerra", aseguró Poroshenko durante una rueda de prensa de fin de año ante cerca de 200 periodistas.

Poroshenko subrayó que este año Ucrania fue víctima de una agresión directa, en alusión a la anexión rusa de Crimea y al apoyo de Moscú a los separatistas prorrusos que actúan en el Este del país.

"Estoy orgulloso de cómo hemos vivido este año", aseguró, en alusión a cómo el pueblo ucraniano reaccionó ante esas agresiones a su soberanía tanto en Crimea como en las regiones orientales de Donetsk y Lugansk.

Recordó que "éste es un país en el que hace algunos años sólo el 13 % estaba dispuesto a defender Ucrania con las armas en la mano" y que los militares ucranianos recibieron el primer golpe con apenas 6.000 soldados.

"Ucrania cuenta ahora con uno de los ejército más combativos en el continente europeo. Y ahora vienen del exterior a estudiar nuestra experiencia", destacó.

Poroshenko subrayó que si se aplica su plan de paz y los acuerdos de Minsk "se puede lograr una paz permanente y que las autoridades ucranianas recuperen el control sobre los territorios ocupados" de las regiones orientales de Donetsk y Lugansk.

"Esto incluye el régimen de alto el fuego y la liberación de todos, repito, de todos los rehenes", dijo el presidente, quien recalcó que una condición clave para el arreglo pacífico es el "cierre de las fronteras y la retirada de tropas del territorio de Ucrania".

Destacó que este año se ha ratificado el Acuerdo de Asociación con la Unión Europea, cuya renuncia fue precisamente el detonante a finales de 2013 de las protestas que desembocaron en el derrocamiento en febrero pasado del presidente Víktor Yanukóvich.

"Mucho me criticaron por la decisión de disolver el Parlamento y convocar elecciones extraordinarias. Ahora no tenemos una quinta columna del agresor. No tenemos Partido Comunista ni Partido de las Regiones", dijo.

Al respecto, Poroshenko, que fue elegido presidente en las elecciones de mayo pasado, acusó al antiguo régimen de crear "una comisión para liquidar a Ucrania".

Lea más: Qué esperar de la nueva estrategia del Kremlin en Ucrania>>>