Rusia advierte que el nuevo secretario general de la OTAN recibe un "complejo legado" de su antecesor

Rusia advirtió hoy que el nuevo secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, ha heredado un "complejo legado" de su antecesor, Anders Fogh Rasmussen, con el que Moscú mantuvo unas tormentosas relaciones.

"Ha recibido un legado bastante complejo (...) Por ello, le juzgaremos no por sus palabras, sino por hechos concretos", afirmó Alexandr Grushko, embajador ruso ante la OTAN, al canal de televisión Rossía-24.

Grushko recordó que Stoltenberg tendrá que aplicar lo acordado en la reciente cumbre aliada celebrada en Gales, incluido "el reforzamiento de la presencia y actividad militar en el flanco oriental de la Alianza, en los mares Báltico y Negro", plan muy criticado por el Kremlin.

Además, agregó, deberá "crear fuerzas especiales para mejorar la preparación militar y lograr un aumento de los presupuestos de defensa (de los países miembros) hasta el 2 por ciento del Producto Interior Bruto", señaló.

El nuevo jefe aliado se mostró dispuesto a estudiar una posible solicitud para la convocatoria de una reunión del Consejo OTAN-Rusia.

"La convocatoria del Consejo OTAN-Rusia no figura en nuestros planes a corto plazo. Pero si hay una petición por parte de otros participantes, entonces, por supuesto, la estudiaremos", replicó Grushko

Stoltenberg aseguró hoy al tomar posesión del cargo que no es contradictorio crear una Alianza Atlántica "fuerte" y mantener una relación "constructiva" y de cooperación con Rusia, país al que pidió que respete la legalidad internacional.

Y aseguró que, en la actualidad, la crisis en Ucrania, "causada por una intervención militar de Rusia", supone "el desafío principal para la seguridad euroatlántica".

A principios del pasado mes de marzo, Rasmussen anunció la suspensión de las reuniones militares o civiles con Rusia tras el despliegue de soldados rusos en la entonces península ucraniana de Crimea que sería anexionada poco después por Moscú.

Durante los últimos meses, el saliente jefe aliado acusó a Rusia de poner en peligro la seguridad europea con la anexión de Crimea y el despliegue de tropas en Ucrania, y de ver a la OTAN como un enemigo, como en tiempos de la Guerra Fría. 

Lea más: ¿Tiene futuro la OTAN? >>>

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.