Los prorrusos cifran en 1.000 a los milicianos y civiles muertos en Ucrania

Alrededor de mil personas, entre milicianos prorrusos y civiles, han muerto desde el inicio hace más de dos meses de las acciones militares sólo en la región, en el sureste de Ucrania, afirmó hoy uno de los líderes rebeldes, Andréi Purguín.

"Ya podemos hablar de un total de mil muertos en el Donbass (región minera)", lamentó el viceprimer ministro de la autoproclamada república popular de Donetsk, declarada por sus líderes separatistas como independiente de Ucrania.

Muchos fallecieron y fueron enterrados en la ciudad de Slaviansk y sus alrededores, símbolo y baluarte de la rebelión prorrusa que estalló a mediados del pasado mes de abril.

Al menos un centenar de personas, la mayoría milicianos, murieron en los combates por el aeropuerto de Donetsk, situado en la capital de la región.

"Bajo los escombros del aeropuerto de Donetsk siguen unos 35 cuerpos", denunció el líder prorruso en declaraciones a los periodistas.

También el presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, dio cuenta hoy de las bajas sufridas por las tropas ucranianas desde el inicio de la operación antiterrorista lanzada por Kiev para recuperar el control de las regiones rebeldes de Donetsk y Lugansk.

"A día de hoy tenemos casi 150 fallecidos, más de 300 heridos y 174 secuestrados", dijo Poroshenko en Estrasburgo, donde intervino ante la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa.

El líder ucraniano acusó a los separatistas de haber matado a 18 soldados de su país desde la declaración el pasado viernes de un alto de fuego unilateral por parte de Ucrania.

Las escaramuzas entre los dos bandos enfrentados, con muertos en ambos lados, no han cesado de hecho en ningún momento, ni siquiera después de la tregua alcanzada el pasado lunes entre representantes de Kiev y de los insurgentes.

Los milicianos han reconocido "intensos tiroteos" entre las fuerzas gubernamentales y los prorrusos en el área del aeropuerto de Kramatorsk, localidad vecina de Slaviansk, después de que un avión de carga arrojara hoy tres cajas con un cargamento desconocido sobre el recinto aeroportuario.

"En este momento hay combates por el aeropuerto de Kramatorsk. Todo indica que el avión era de la parte ucraniana", dijo a la agencia rusa Interfax un portavoz de los rebeldes, que quieren hacerse con la carga.

Por otro lado, las autoridades ucranianas denunciaron que diez soldados resultaron heridos, tres de ellos de gravedad, en dos ataques de los rebeldes contra puestos del Ejercito, uno perpetrado con tanques.

Lea más: Prorrusos denuncian que Kiev aprovecha la tregua para acumular fuerzas>>>

Todos los derechos reservados por Rossiyskaia Gazeta.